La guindilla

Al PSC, que vota a favor de que el busto del rey no vuelva al Salón de Plenos del Ayuntamiento de Barcelona

En julio, cuando Ada Colau ya se había hecho con el consistorio de la Ciudad Condal decidió quitar el busto del Rey Juan Carlos I, justificándose en que “hay una sobredimensión simbólica de la Monarquía que contrasta con una infrarrepresentación de otras tradiciones ciudadanas más propias de la urbe”. Finalmente, se decidió llevar a consulta en el pleno la modificación del artículo 75 del Reglamento Orgánico Municipal (ROM) para poder decidir la simbología que se coloca en el consistorio y que las sesiones pueden celebrarse fuera del edificio consistorial por causas de fuerza mayor. Esta reforma ha sido aprobada por el Partido Socialista de Cataluña, Barcelona en Comú, CiU, Esquerra y la CUP.

Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo