La guindilla

A Roberto López, alcalde de un pueblo con 200 habitantes, que ha sido acusado de apropiación indebida tras acumular varias casas, 27 coches y una avioneta

Roberto López Infantes, alcalde del pueblo conquense Zarza del Tajo, ha sido denunciado por sus vecinos por un supuesto delito de apropiación indebida. Los demandantes aseguran que, en muy poco tiempo, el edil ha aumentado su patrimonio hasta disponer de varias casas, veintisiete coches –algunos de ellos de lujo- y hasta una avioneta. Lógicamente el sueldo del alcalde de una población tan reducida como Zarza del Tajo no da para tanto. Ni para la mitad incluso. Vaya por delante el derecho de todo ciudadano a la presunción de inocencia. Sin embargo, los cargos públicos deben ser muy exquisitos con sus bienes pues ejercen un papel delegado por la ciudadanía. Al menos, que el alcalde sea transparente. Si no es culpable, nada debe temer. Guindilla, al menos, al derroche (aunque haya sido costeado por cuenta propia).

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?