La guindilla

Al vecino de Lugo que agrede a un policía cuando le pidió que no fumara en un bar

El pasado sábado el detenido encendió un cigarrillo en el interior de un establecimiento de hostelería y un policía que se encontraba libre de servicio le requirió para que lo apagase. El individuo contestó que "hacía lo que quería y que llamara a quien quisiera". El agente se identificó y le requirió nuevamente para que depusiese su actitud. En esta ocasión la persona recriminada sacó del bolsillo una navaja y trató de agredir al policía. Una dotación de la Policía Nacional de personó en el lugar y los agentes detuvieron al agresor, acusado de delito de amenazas graves, atentado a agente de la autoridad e infracción de la Ley Antitabaco. La falta de respeto que se está empezando a tener hacia los agentes de la autoridad empieza a ser preocupante en algunos casos. La ley antitabaco, además, no debería servir para enfrentar a dos personas, porque no deja de ser una ley, que, guste o no, se ha de cumplir. Guindilla a este lucense.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?