La voz del lector

Cómo engañar a los españoles en tres pasos

El estadista Sánchez, o la espada de Damocles, da con la clave; conocer a los españoles y tirar de picaresca. Obedece a un golpe de Estado en toda regla, mientras se detecta el hackeo y extracción de información delicada de los teléfonos móviles del Presidente y la Ministra de Defensa

España.
photo_camera España.

Muchos se están dando cuenta ahora, otros lo sabían y la gran mayoría no se enteran que, 'el Antonio' de Mario Draghi, ha entregado España a Bildu, a separatistas y otros enemigos de la Constitución, después de perjurar en falso que no pactaria con los antagonistas de los españoles. [... Una de muchas] . 

El mayor peligro para España es Pedro Sánchez, los demás van a rebufo del oportunismo, incluida su legión de asesores. Ellos, los subalternos politólogos, ejecutan y diseñan sus proyectos. Los socios son su cuadrilla de peonaje, aprovechan y arriman el ascua a su sardina. Mientras la oposición es la mecha que enciende su ardor de poder, coraje y desparpajo. Así compone su terna invencible, el 'kremlin' del sanchismo o el fortín de Moncloa. Aunque ahora han sido hackeados los teléfonos del Presidente y la Ministra de Defensa

Unos móviles infectados con el programa Pegasus y extraída información sensible. Unos ataques que se produjeron en mayo y junio del pasado año 2021. Se desconoce si el espionaje llega desde el extranjero o es un entramado del independentismo y movimientos poco afines a España desde el interior. Sin duda, la imprudencia del jefe del Ejecutivo, con decisiones unilaterales, poco reflexionadas e improvisadas, pueden provocar estos ataques de escucha al gobierno. Una alarmante noticia si en estos dispositivos se incluye información determinante del gobierno y que sería una grave irresponsabilidad de este Ejecutivo.

Las provocaciones obsesivas de Sánchez van contra cualquier estrategia política. Se trata de un golpe de Estado, con toda su infraestructura e intención. Este Gobierno está diseñado para ejecutar un desvalijamiento del Estado de Derecho, la Libertad y el Bienestar Social, con la connivencia de las 'armas' mediáticas e injerencias externas.

El estadista Sánchez, o la espada de Damocles, tuvo claro que para triunfar en política en España se necesita arrojo, la más satírica osadía y extrema audacia. Es cuestión de manejar dos conceptos claves: Conocer a los españoles y tirar de picaresca.

Por ello, antes del Falcon, puso en marcha su Peugeot 407 de 2005, y recorrió 40.000 kilómetros en el año 2016, tras entregar su acta de diputado y dimitir como secretario general socialista, con el objetivo de terminar su tesis catedrática (la de verdad); 'Como engañar a los españoles en tres pasos'.

Uno; Ser insolente. Dícese de persona que habla u obra con atrevimiento. Es necesaria la soberbia, orgullo y ser desvergonzado, hablar u obrar con falta de respeto y lanzar ofensivas, transmitir arrogancia y desprecio por los demás. Imprescindible en la trilogía. 

Dos; Sentirte. En el argot flamenco, se refiere a sentir 'pellizco' o sentimiento profundo que te deja ensimismado y absorto. La autoestima sobreelevada, que le permite creerse sus propias mentiras para alcanzar el objetivo y sentirse apto para satisfacer sus necesidades y deleite personal.

Tres; Un plan para España. Esta mezcolanza de propiedades, a veces extraña e incluso es ridícula, Sánchez las conjuga con sincronismo directamente a este país con éxito. Fíjese que se trata de los españoles, gente curtida en mil batallas y del mejor linaje. Sin embargo, un pueblo desmemorizado, pasivo, poco racional y exageradamente emotivo, baila al son de las palmas del peor folclore.

 

Todas estas 'bondades' se le atribuyen al camaleónico Sánchez, y ya las pronosticó la especialista Abígail Rodríguez, psicopedagoga y experta en conducta humana, quién en Distrito TV le títuló; 'La Hoguera de las Vanidades', añadiendo que tiene 'trastornos de personalidad, es narcisista y psicópata'. El video en YouTube tiene ya más de 159.000 visualizaciones y subiendo a todo gas[ver].

Igual al CIS del socialista Tezanos que, con perspicacia partidista, eleva el barómetro al sanchismo, le sigue el calor encendido entre ministros y la expectación sobre el PIB o la inflación del IPC que se dispara al 8'4 %, y se hace insoportable la cesta de la compra. Aquí todo sube, incluso el interés de unas prontas elecciones generales. Mientras tanto, la clase media desaparece, los impuestos no bajan, el mercado laboral un disloque y a Sánchez no sabemos si llamarle [...], Pedro, Peter o Antonio.

El Govern pende de un hilo tras cesar Pere Aragonès a su vicepresidente Jordi Puigneró

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?