La voz del lector

El juramento de Hipócrates

Durante siglos el “Juramento hipocrático” tuvo una especial relevancia, particularmente para las personas que ejercían la medicina, quienes tenían como obligación al inicio de su profesión prestar públicamente dicho juramento.

Fue como la tradición peculiar que más ha perdurado a lo largo de la historia de la medicina.

No voy a entrar en las diversas hipótesis de si Hipócrates (siglo V a. C.), calificado como el “Padre de la Medicina”, fue realmente quien formuló todos los puntos del juramento o éste es fruto de la praxis con la que él ejerció tal cometido.

¿Qué queda actualmente de esa tradición? O no se presta o en el acto de graduación de los nuevos médicos se lee un texto que en poco se parece al original, pues la evolución de la medicina y ciertas ideologías han influido de tal manera en el articulado que apenas se reconoce el hipocrático. 

Quisiera resaltar un único punto: El original dice: “No daré a nadie, aunque me lo pida, ningún fármaco letal, ni haré semejante sugerencia. Igualmente tampoco proporcionaré a mujer alguna un pesario abortivo.

En pureza y santidad mantendré mi vida y mi arte”. El equivalente según la Declaración de Ginebra actualizada de 2017, dice “Velar con el máximo respeto por la vida humana”.

Y en otro artículo: “No emplear mis conocimientos médicos para violar los derechos humanos y las libertades ciudadanas, incluso bajo amenaza”. 

¿Cómo interpretar con exactitud la imprecisión y ambigüedad de las redacciones actuales? Sin comentarios.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?