Medios

La periodista que más ha investigado a Villarejo pronostica que los errores del juez dejarán en libertad al comisario

Patricia López asegura que la instrucción judicial está repleta de graves “defectos procesales”

EuropaPress_3740489_Preview_excomisario_cuerpo_nacional_policia_jose_manuel_villarejo_perez
photo_camera EuropaPress_3740489_Preview_excomisario_cuerpo_nacional_policia_jose_manuel_villarejo_perez

El comisario jubilado José Manuel Villarejo y su compañero Enrique García Castaño vuelven a la primera plana de los periódicos esta semana. Acuden a declarar este miércoles al Congreso de los Diputados en el marco de la comisión de investigación por la operación Kitchen.

El expolicía vuelve a la cámara baja en pleno desarrollo del juicio sobre las tres piezas que forman el caso Tándem. En este proceso Villarejo se enfrenta a cargos de cohecho, extorsión, tráfico de influencias, falsedad documental y revelación de secretos. La Fiscalía ha pedido para el comisario 109 años y 10 meses de prisión en un caso en el que se juzgará a otras 26 personas.

En la jornada inaugural del juicio, la Audiencia Nacional negó la petición de las defensas de los acusados de retrasar la causa. Los abogados de la defensa alegaron indefensión por la inclusión de un informe fuera de plazo con anotaciones de las agendas del comisario. Sin embargo, la Sección Cuarta de la Sala de lo Penal denegó esta solicitud.

Sobre el desarrollo de este proceso, la periodista que más ha investigado a Villarejo, Patricia López, ha asegurado en declaraciones a Confidencial Digital que los delitos por los que se le acusan podrían quedar en nada por graves “defectos procesales”.

Un ejemplo: el juez de la Audiencia Nacional García Castellón no ha permitido a las defensas el “acceso” a parte de la documentación. Otro: tampoco ha encargado “ninguna prueba pericial” para comprobar si las pruebas han sido manipuladas “a lo largo de los años”.

López entiende que, aunque hay pruebas con suficientes indicios de que los acusados “pueden ser culpables de cohecho y blanqueamiento de capitales”, el juicio puede acabar sin una sentencia condenatoria. “No es que no haya pruebas”, insiste, sino que esas pruebas no han sido “protocolariamente tratadas” según establece la jurisprudencia.

La periodista explica además que el abogado del comisario Villarejo, Antonio José García, y los del resto de los acusados, son expertos en utilizar esta estrategia. Han anulado muchos juicios por esta vía. Basta con que un solo policía “haya cometido un error”.

Esta posibilidad “horrorizaría”, por cierto, a la reportera. Patricia López lleva investigando al ex comisario ininterrumpidamente desde 2015, cuando el nombre de Villarejo no era conocido para la mayoría de los españoles.

 

Sánchez anuncia 400 millones de inversión para Egipto

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?