photo_camera

Motor

Está disponible a partir de 24.900 euros

Fiat 500e: opera prima

El nuevo Fiat 500, la tercera generación del modelo, es un vehículo eléctrico de marcada vocación urbana que ofrece una autonomía de 320 km.

Propone una gama compuesta por tres carrocerías: Berlina, 3+1 y Cabrio, mientras se ofrecen dos motorizaciones, con 95 CV y 118 CV, respectivamente. 

El Fiat 500 se ha convertido por derecho propio en todo un mito urbano. Nació el siglo pasado, en concreto en 1957, con la finalidad de motorizar a todo un país. El pequeño pero capaz Fiat 500 cumplió con creces su cometido para con la ciudadanía italiana de aquellos años, a la que permitía además de desplazamientos urbanos recreativas salidas fuera de la ciudad. Las necesidades de los usuarios del Siglo XXI han cambiado bastante con respecto a las de aquéllos años, sin embargo siempre hay un punto de encuentro o de acercamiento.

La actual congestión de las grandes ciudades sugiere el uso de vehículos pequeños tanto por su agilidad en los desplazamientos como por su facilidad para aparcar. Pero, por otro lado,  una buena parte de la actual clientela demanda algo más que un pequeño a la par que práctico utilitario,  y es precisamente al llegar a este punto dónde entran en escena conceptos como glamour, estilo o modo de vida; sin olvidarse de esa fascinación que ejercen los productos de corte retro. Así pues, aunque el Fiat 500 original de 1957 pasara a la historia por la puerta grande, dejó un rico legado que supo recoger, 50 años después, el nuevo Fiat 500; un vehículo de mayores dimensiones que reprodujo su inconfundible silueta adaptándola a los tiempos modernos o, lo que es lo mismo, un glamuroso utilitario que ha sabido conservar toda la esencia, la idea original de su ilustre antepasado.  

Hasta 450 km de autonomía

Este nuevo Fiat 500 contemporáneo debutó en 2007 y se renovó a finales de 2015, presentándose como la segunda generación del icónico modelo. Pero el momento presente que vive la industria del automóvil pasa por la electrificación, por el vehículo eléctrico, que adquiere su razón de ser sobre todo en el ámbito urbano. En Fiat lo han tenido muy claro en su hoja de ruta, que necesariamente pasaba por la electrificación del pequeño Fiat 500. Ahora la marca italiana presenta por todo lo alto, el nuevo Fiat 500e 2021 como un vehículo exclusivamente eléctrico y totalmente nuevo. Como no podía ser de otra forma esta llamada tercera generación del Fiat 500 pasa a protagonizar otro gran hito en la historia de la marca italiana, acoger el primer vehículo eléctrico del Grupo FCA (Fiat Chrysler Automobiles), si bien el nuevo Fiat 500e convivirá con sus hermanos de motor térmico de la segunda generación.

3-

En el nuevo Fiat 500e se dan cita, confluyen, tradición e innovación. Es un coche totalmente nuevo a pesar de las similitudes estéticas con su antecesor, no hay entre ellos ni un solo panel de la carrocería en común (el 96 por ciento de las piezas son nuevas), y con respecto a este es 6 cm más largo y ancho. Mide 3,63 m de longitud, con un maletero de 185 l.  No habrá versiones con motor de combustión, la nueva plataforma que estrena es exclusivamente para vehículos eléctricos. En plena fiebre de la electrificación han tenido muy claro en Fiat que el coche eléctrico tiene su feudo en las ciudades, por lo que han propuesto un auténtico utilitario capaz de recorrer 320 km medidos en ciclo WLTP, pero que puede alargarse hasta los 450 km si los trayectos que se recorren se reducen exclusivamente al ámbito urbano.

Dos motores eléctricos y tres carrocerías

El motor eléctrico encargado de impulsar al Fiat 500e va situado delante, por lo que la tracción es a la ruedas delanteras. La batería va colocada bajo el piso en aras a propiciar un buen reparto de pesos entre ejes, 52 por ciento delante y 48 por ciento detrás. Hay disponibles dos motores, uno con 95 CV capaz de alcanzar una velocidad de 135 km/h y acelerar de 0 a 100 km/h en 9,5 s, mientras el más potente (118 CV) eleva la velocidad máxima hasta 150 km/h e invierte 9 s en pasar de 0 a 100 km/h. De la misma forma que la oferta motorística se desglosa en dos variantes, asimismo se ofrecen dos baterías con distintas capacidades, una de 23,7 kWh ligada al motor de 95 CV y otra de 42 kWh asociada al de 118 CV. Las autonomías medidas en el exigente ciclo WLTP oscilan entre los 185 km para la batería de 23,7 kWh  y los 320 km para la de mayor capacidad (42 kWh).

Fiat propone tres carrocerías para el Fiat 500e, la convencional o Berlina, la descapotable o Cabrio (con el techo de lona practicable) y una tercera auténticamente novedosa, la 3+1. Esta última incorpora una puerta trasera camuflada en el lado derecho del coche que se abre en sentido contrario a la marcha, cuya finalidad es mejorar el acceso a las plazas posteriores. Para su operación es necesario abrir primero la puerta delantera, no hay pilar central.  

El vídeo del día

Finaliza la misión de la sonda de calor interno de Marte

5-

Se suma a la oferta de tres carrocería un total de  cuatro niveles de equipamiento para llegar a un amplio espectro de clientela: Action, Passion, Icon y la Prima. El acabado de acceso (Action) va dirigido a los más jóvenes, ofreciéndose exclusivamente con el motor de 95 CV y con la carrocería Berlina (24.900 euros). Los restantes niveles de acabado pueden combinarse con cualquiera de las tres carrocerías y siempre con el motor de 118 CV. Elementos como las luces diurnas y traseras de led, arranque mediante botón, pantalla TFT a color de 7 pulgadas para el cuadro de instrumentos, sensor de luces, avisador de fatiga o frenada de emergencia autónoma forman parte del equipamiento de serie del nivel Action. El Passion añade componentes como el control de velocidad  o el sistema multimedia con pantalla táctil de 7 pulgadas. Con respecto a los precios, la versión con carrocería Berlina cuesta 28.400 euros, la 3+1 30.400 euros y la Cabrio 31.400 euros.

Para los más exigentes el acabado Icon, con precios de 29.900 euros (Berlina), 31.900 euros (3+1) y 32.900 euros (Cabrio), incluye de serie el navegador con pantalla táctil de 10,25 pulgadas, llantas de aleación de 16 pulgadas, climatizador automático, el acceso sin llave, etc.

6-

Por último, los usuarios más sibaritas encontrarán en el acabado la Prima un sofisticado a la par que lujoso producto para satisfacer ampliamente sus expectativas. Si en su equipamiento no faltan elementos como las llantas de aleación diamantadas de 17 pulgadas, los faros full led, el control de crucero adaptativo, los asientos en Eco-Piel o el techo panorámico de cristal, solo cabe añadir como colofón que únicamente admite como opción los asientos calefactables. Los precios de la Berlina, 3+1 y Cabrio son, respectivamente, 34.900 euros, 36.900 euros y 37.900 euros. Como primicia cabe reseñar que el nuevo Fiat 500e es el primer utilitario (segmento A) que permite nivel 2 de conducción autónoma.

Sofisticado interior

De la misma manera que es continuista el diseño de la carrocería, otro tanto podría afirmarse a priori con el tratamiento dado al interior. Lo cierto es que si nos encontramos con cierto continuismo estético, no menos cierto es que el conjunto del salpicadero se presenta totalmente renovado, con un aire de sofisticación derivado de su cuadro de instrumentos digital de 7 pulgadas (de serie) y de la generosa pantalla multimedia táctil de 10,25 pulgadas que forma parte de la dotación de serie a partir del nivel de acabado Icon.

Desaparece la clásica palanca de cambio, ubicándose en su lugar cuatro teclas para seleccionar el sentido de la marcha (D o R), el punto muerto (N) y la posición parking (P). Llama poderosamente la atención lo cuidada que está la terminación y lo bien ensamblado que está todo, transmitiendo una imagen de robustez. Una vez en marcha destaca la calidad de rodadura y un muy buen aislamiento acústico, complementados con un notable agrado de conducción. Dada la inmediatez de respuesta del motor eléctrico, constituye toda una gozada hundir el pie en el acelerador a la salida de los semáforos para salir disparado hacia delante. Y todo sin hacer ruido.

El conductor dispone de tres modos de conducción: Normal, Range y Sherpa. Con el programa Normal el coche no produce ningún tipo de retención al decelerar, mientras  con el Range y con el Sherpa aumenta la retención del motor eléctrico, recuperando energía para cargar la batería.  Esto hace posible regular en gran medida la aceleración y la frenada con solo el pedal del acelerador. El modo Sherpa limita la velocidad a 80 km/h además de desconectar ciertos accesorios como, por ejemplo, el climatizador en aras a maximizar la autonomía. La toma Combo 2, situada en el lateral trasero derecho del coche, permite una recarga rápida tanto en corriente alterna como continua. Para el motor de 95 CV la batería se carga a un máximo de 50 kW, mientras para el de 118 CV asciende a 85 kW en instalaciones de corriente continua (Recarga modo 4). Con el sistema de recarga rápida de 50 kW en menos de 10 minutos se acumula energía suficiente para recorrer unos 50 km, con el de 85 kW puede recargarse el 80% de la batería en 35 minutos o en tan solo 5 minutos es posible obtener una recarga que permita recorrer 50 km. En el garaje de casa la recarga es posible utilizando el cable Modo 2 (3 kW) incluido. Pero también puede usarse un cable Modo 3 de 11 kW que asimismo incorpora.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?