Mercedes Benz EQB.
photo_camera Mercedes Benz EQB.

Motor

Mercedes-Benz EQB

Eléctrico con vocación familiar

El nuevo todocamino eléctrico Mercedes-Benz EQB ofrece versiones de tracción delantera e integral, con potencias comprendidas entre 190 CV y 292 CV. Uno de sus puntos fuertes es que puede acoger hasta 7 pasajeros. La versión de acceso, la EQB 250 (190 CV), tiene una autonomía de 469 km y está a la venta por 55.225 euros.

Mercedes-Benz sigue con matemática precisión su hoja de ruta hacia la electrificación en aras de brindar al mercado un amplio surtido de vehículos eléctricos dotados con la impronta del lujo, característica de la marca. En el apartado de la sostenibilidad, Mercedes-Benz está destacando por su ingente esfuerzo en esa gran transformación que implica el paso del motor de combustión al eléctrico. Y qué mejor para llevar a la práctica este ideario que desarrollar una nutrida y variada paleta de vehículos eléctricos paralela a su tradicional gama de productos. Una paleta que la marca de la estrella inauguró en formato SUV o todocamino de la mano del EQC, y en la que tienen cabida sus más representativos valores. Como la Serie S es para Mercedes-Benz todo un icono que representa el lujo supremo plasmado en una berlina de representación, esta prestigiosa sigla “S” recientemente también ha encontrado acomodo en una nueva a la par que lujosa berlina eléctrica de gran tamaño, se trata del Mercedes-Benz EQS.

El pasado año constituyó para Mercedes todo un hito en lo que a nuevos lanzamientos se refiere. Por esta pasarela desfilaron modelos como, el EQA, la nueva Clase C, la puesta al día o renovación de los CLS y AMG GT4, la presentación en sociedad del nuevo SL y el EQS. De este último ya hay 17.000 pedidos a nivel mundial. Pero 2022 se presenta tan excitante o más que el pasado 2021 en lo que a novedades se refiere, abriendo el melón en la parcela de los eléctricos este EQB que nos ocupa al que seguirán, el EQE, el EQE AMG, el EQS AMG, el EQS SUV, y el EQE SUV. En lo que respecta a vehículos de combustión se iniciará por todo lo alto la comercialización del SL, hará acto de presencia la nueva Clase GLC, la más vendida a escala mundial, y se someterán a una puesta al día tanto la Clase A como la Clase B.

 

Mercedes.

En esta carrera por conquistar los voltios Mercedes ha empezado muy fuerte, pero como se apuntaba anteriormente quiere aplicar a los eléctricos planteamientos similares a los de su gama térmica, y ello necesariamente pasa por la diversificación. Buena prueba de ello la constituye este  nuevo Mercedes-Benz EQB, que además de sumarse a la diversificación cumple asimismo con otra importante premisa: equivalencia. Porque al potencial cliente de un eléctrico le resultará muy interesante, le facilitará la elección a la hora de decantarse por un determinado modelo el que se establezcan similitudes o equivalencias con un modelo de combustión que ya está en catálogo. En el caso del Mercedes-Benz EQB, con una longitud de 4,68 m, se inscribe en un peculiar segmento que está a caballo entre el C y el D; está construido sobre la plataforma del GLA y del GLB o, dicho de otra forma, es la variante eléctrica del GLB. Así pues, un cliente que quiera un  SUV Mercedes eléctrico  algo mayor que un compacto ya sabe hacia dónde dirigir la mirada.

Diseño diferenciador

A nivel de carrocería, el Mercedes-Benz EQB sigue las pautas que marcó en su día su hermano mayor, el EQC. Con respecto al GLB tiene un frontal específico con una parrilla carenada que acoge la estrella de tres puntas de la marca. Esta calandra junto con los faros constituye una especie de peculiar máscara, que inauguró el EQC, y  que caracteriza a los eléctricos de Mercedes. Por cierto, no hay que ser muy observador para ver que este conjunto a inspirado a modelos de otros fabricantes generalistas, de la misma forma que la parrilla hexagonal de Audi también la han tomado prestada algunas marcas generalistas. Siguiendo con el frontal del EQB, junto a la característica calandra Black Panel también cabe destacar la banda luminosa horizontal formada por un cable de fibra óptica que une las luces diurnas.

 

Una tónica que siguen las ópticas traseras, asimismo unidas por una banda luminosa. Los más observadores percibirán que la matrícula se ubica ahora en el paragolpes, en el GLB va colocada sobre el portón. La aerodinámica ha sido un área muy trabajada para conseguir un óptimo Cx de tan solo 0,28. 

En el interior se repite la tónica. El salpicadero les resultará totalmente familiar a quienes hayan conducido un GLB. Presidiéndole se encuentran dos pantallas que van juntas, una  a continuación de la otra, la primera oficia de cuadro de instrumentos configurable mientras la segunda  corresponde al sistema multimedia. Estas pantallas están disponibles en dos tamaños, de serie son de 7,25 pulgadas, en tanto las opcionales son de 10,25 pulgadas. Presentan muy buena resolución e, incluso, en los días más soleados las distintas informaciones se muestran sin ningún problema de visualización. El sistema multimedia MBUX forma parte del equipamiento de serie, así como el equipo de navegación Electric Intelligence. La navegación Electric Intelligence calcula la ruta más rápida en cada momento, teniendo en cuenta numerosos factores como, las paradas necesarias para recargar la batería, el consumo eléctrico en cada momento, la orografía de la ruta prevista, las condiciones meteorológicas o la situación del tráfico.

mercedes interior

 

Un posicionamiento estratégico

La gama EQB se articula en torno a cuatro niveles de acabado: Progressive (que es el de serie), Electric Art Line (opcional sin coste), AMG Line (3.130 euros) y Edition 1 (disponible solo hasta finales de año). Los faros de led son de serie en todos. Cabe señalar que la mayoría de los pedidos se decantan por el kit estético AMG. A este respecto la línea AMG Line incluye una serie de elementos exclusivos a nivel de carrocería, entre los que cabe destacar, el faldón delantero específico con inserciones en cromo, la parrilla con panel negro con diseño de doble hoja, las llantas AMG con 5 brazos de 18 pulgadas o el faldón trasero AMG con aspecto de difusor con partes cromadas. También en el interior deja su firma el acabado AMG Line a través de unos asientos deportivos, tapicería en piel sintética y microfibra, salidas de aire en cromo, volante deportivo multifunción, pedales AMG en acero inoxidable, paneles de umbral de puerta con las letras EQB iluminadas en azul, etc.

Con una longitud de 4,68 m, el Mercedes-Benz EQB si sitúa por encima de los SUV compactos, entrando casi de lleno en el segmento superior (D-SUV). Pero Mercedes lo presenta como un compacto de mayor tamaño con la posibilidad de incorporar una tercera fila de asientos, es decir un habitáculo configurado para 7 pasajeros. Esta característica le da un toque de exclusividad que le posiciona dentro de su nicho de mercado como un producto único, al no encontrarse rivales directos en otras marcas. Así pues, el EQB hace valer su condición de SUV compacto eléctrico con capacidad para acoger 7 ocupantes. Los dos asientos de la tercera fila son opcionales (1.150 euros), pudiendo utilizarlos personas de hasta 1,68 m de altura con relativa comodidad. Como viene siendo habitual en estos casos, el acceso a los mismos exige contorsionarse un poco.

De serie el EQB cuenta con 5 plazas, en cuyo caso el maletero tiene una capacidad de 495 l, ampliables a 1710 l al abatir los asientos traseros. Las versiones de 7 plazas en caso de utilizarse todas dejan el volumen del maletero en unos testimoniales 110 l, pero si se abaten los dos asientos de la tercera fila entonces firma una capacidad de 465 l que puede estirarse hasta los 1620 l si además se abaten los asientos de la fila central. Por cierto, esta fila en aras de una mayor versatilidad puede desplazarse longitudinalmente 14 cm. Desplazada totalmente hacia delante se ganan 190 l para el maletero, un espacio adicional muy interesante para situaciones puntuales. Señalar que el pasajero que viaje en el asiento del centro se beneficiará de un túnel central poco intrusivo que facilitará su acomodo.

Tracción delantera e integral

La gama Mercedes-Benz EQB está compuesta por tres modelos dotados con tracción delantera o integral. El modelo de acceso es el EQB 250, propulsado por un motor eléctrico de 190 CV que se ubica bajo el capó delantero, siendo la tracción a las ruedas delanteras. Permite una autonomía de hasta 469 km, si bien en ciudad puede estirarse hasta los 592 km, mientras el consumo WLTP combinado es de 16,4 kWh/100 km. En lo que respecta a las prestaciones, la velocidad máxima es de 160 km/h, invirtiendo 9,2 s en acelerar de 0 a 100 km/h. Tiene un precio de 55.225 euros. A diferencia de este modelo de acceso, que cuenta exclusivamente con tracción delantera, tanto el EQB 300 4Matic como el EQB 350 4Matic montan tracción integral 4Matic gracias a la incorporación de un segundo motor eléctrico en el eje posterior. Este motor es el que prioritariamente mueve el vehículo, entrando en acción el electromotor delantero en caso de pérdidas de adherencia o cuando las condiciones dinámicas así lo exijan. Los dos motores del EQB 300 4Matic ofrecen una potencia conjunta de 228 CV que le permiten acelerar de 0 a 100 km/h en 8 s, con un consumo combinado WLTP de 18,2 kWh/100 km y una autonomía de 420 km. Su precio es de 58.464 euros. Como tope de gama se sitúa el EQB 350 4Matic (292 CV) que firma una aceleración de 0 a 100 km/h en tan solo 6,2 s y alcanza una velocidad máxima de 160 km/h. Sus cifras de consumo combinado WLTP y autonomía son idénticas a la del EQB 300 4Matic, es decir, 18,2 kWh/100 km y 420 km, respectivamente. El EQB 350 4Matic está a la venta por 60.707 euros.

En toda la gama la batería tiene una capacidad de 66,5 kWh, va colocada bajo el piso, refrigerada por líquido y pesa 469 kg. Tiene una garantía de 8 años o 160.000 km. Llegado el momento de la carga, en una toma de corriente continua (DC) a 100kW se puede recargar hasta el 80 por ciento en tan solo 32 minutos. Con corriente alterna (AC) a 7,4 kW se tarda en cargar totalmente la batería 9,25 horas, mientras si se carga a 11 kW entonces este tiempo se cifra en 5,75 horas.
Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?