Comercio electrónico coronavirus
photo_camera Comercio electrónico coronavirus

Negocio

El comercio electrónico, tabla de salvación frente al Coronavirus

El e-commerce, el único escaparate para millones de personas

Tras más de mes y medio de confinamiento, todavía existen muchas dudas de cómo va a ser la vuelta a la rutina. Tanto en el trabajo, como en la vida social. Este cambio tan brusco, podría cambiar nuestros hábitos e incluso, en algunos casos, adaptarlos.

Algo que no se le puede escapar a los negocios, los cuales necesitan transformarse a marchas forzadas. En este sentido, parece más que evidente que el distanciamiento social, el cual se va a implementar durante meses, va a afectar a todos los negocios cuyos ingresos dependen de su actividad presencial, como los comercios y la hostelería.

Si bien es cierto que la hostelería no tiene otra opción, los pequeños y medianos comercios sí que tienen otra salida para reflotar su negocio, como es el comercio electrónico.

El auge del comercio electrónico no es ninguna novedad. Desde hace años, el incremento de este tipo de negocios en Internet ha sido muy importante, ya sea para grandes empresas, como para pequeños comercios que, cada vez más, se han ido incorporando a la venta online.

Precisamente, uno de los efectos de esta pandemia ha sido la aceleración de las empresas en su transformación digital y, por ende, a la venta online de productos.

Al principio del estado de alarma, aumentaron de forma sobresaliente la venta de productos farmacéuticos y de alimentación. Es decir, los productos denominados de primera necesidad. De la misma manera, se aumentó la venta de diferentes productos aptos para preparar el confinamiento, como la compra de productos para hacer ejercicio en casa.

Sin embargo, con el paso de las semanas, el comercio electrónico ha ido aumentando en otro tipo de productos. Tal y como muestra un estudio de Doofinder, el aumento de ventas en el comercio online ha sido de un 33,5%, en la primera quincena de abril.

El e-commerce, el único escaparate para millones de personas

Antes del estado de alarma, una de las ventajas del comercio electrónico residía en que podías vender a cualquier persona, independientemente de dónde se encontrara.

“Ahora, el único escaparate en el que podemos entrar a comprar algo es una tienda online”, ha explicado José Ramón Arévalo, directo general de o10media, una agencia de marketing de Zaragoza. especializada en la creación de tiendas online.

 

Durante estas últimas semanas, desde la propia agencia se ha podido comprobar como algunos de sus clientes con tienda online han conseguido aumentar sus ventas, con datos sobresalientes: “en algunos casos, hemos visto que hay clientes facturando durante varios días, lo mismo que en una promoción de Black Friday, si bien es cierto que este tipo de clientes llevaban ya años diseñando una estrategia para este canal de venta”.

“En este sentido, aquellos comercios que apostaron, desde hace tiempo, por estar online, han contado con una oportunidad para seguir generando ingresos, a pesar de la situación extraordinaria que estamos viviendo”, ha agregado Arévalo.

Muchos negocios han decidido, en estas últimas semanas, crear una tienda online de forma rápida, buscando un beneficio inmediato. “Muchos piensan que, aprovechando este escaparate, pueden llegar y empezar a vender”, ha explicado David Navas, director técnico de o10media.

A este respecto, Navas ha explicado que “sin una captación de usuarios, ni un trabajo de canales de marketing online, crear de la nada una tienda online no va a dar el resultado adecuado”.

¿Nuevos hábitos de compra?

Una duda que surge para muchos comercios, es si la inversión en una tienda online va a ser rentable, una vez se vuelva a una relativa normalidad.

De momento, y según las previsiones y medidas adoptadas por el gobierno, durante los próximos meses el distanciamiento social seguirá siendo la máxima prioridad, por lo que los comercios que generen ingresos, solo a partir de venta presencial, se seguirán viendo afectados.

Pero, ¿y una vez llegada a la normalidad más absoluta? Según Arévalo, “es muy probable que cuando se llegue a la normalidad, muchas personas que antes no compraban online, lo hayan adquirido como un hábito. Obviamente, volverán las compras más tradicionales, pero si en estos momentos alguien comienza a comprar online y la experiencia es satisfactoria, lo incorporará como una nueva forma para comprar”.

Por eso, según esta agencia, las próximas cruciales son importantes para mantener o expandir un negocio, siempre y cuando se apueste por el e-commerce. “Hoy por hoy, la oportunidad se presenta cuando hay un problema y tú tienes una solución. Si la consigues en estos momentos, es más fácil que esa persona se convierta en un consumidor recurrente de tus productos”, ha explicado Arévalo.

En este sentido, y para trabajar en el corto y medio plazo, la fórmula que se propone es la creación de una tienda online atractiva y sencilla, además de trabajar ciertos canales de marketing.

Así, según el director técnico de o10media, “se puede conseguir resultados en el corto plazo, incluso en esta primera fase de desescalada, con acciones a corto plazo como la publicidad en redes sociales o en Google Ads, pero aquellos proyectos donde se trabaje el posicionamiento SEO, tienen la oportunidad de permanecer más allá de este período crítico”.

¿Qué derechos reconoce el anteproyecto de la Ley Trans?

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?