Fichas de ajedrez
photo_camera Fichas de ajedrez

Negocio

Empresas: cómo tomar las mejores decisiones en grupo

Algunas organizaciones llevan a cabo prácticas grupales siguiendo las guías de grandes expertos, sin dar los resultados esperados

Las empresas actuales se preguntan constantemente cuál es la mejor manera de tomar decisiones y que éstas sean las acertadas, para adecuarse a los procesos de transformación del siglo XXI. Una variable que se plantean es cuándo es mejor tomar decisiones en grupo y cuándo de manera individual.

José Hidalgo, colaborador estratégico de ECM Transformation Management, explica que, en ocasiones, los grupos toman peores decisiones que las que se tomarían individualmente. Esto se conoce con el término “groupthink”: deficiencias en los procesos de toma de decisión en grupo.

¿Cuándo son acertadas las decisiones de un grupo?

Según Hidalgo, las decisiones en grupo suelen ser acertadas si uno o varios miembros del equipo conocen la solución correcta a un problema y son capaces de convencer al resto del grupo. O bien, los miembros ponen en común toda la información de la que disponen sobre un problema, para poder llegar a encontrar soluciones innovadoras.

“La deliberación en grupo suele producir algunos beneficios: por un lado, incrementan la confianza en los juicios de los miembros del grupo cuando son corroborados por otros miembros y, por otro lado, la uniformidad”, explica Hidalgo a La Buena Vida.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que la uniformidad puede conducir a decisiones erróneas cuando la mayoría de los miembros de un grupo están equivocados.

En este proceso, Hidalgo expone que los “grupos estadísticos” obtienen mejores resultados que los grupos “deliberativos”. Estudios muestran que, en determinadas ocasiones, se obtiene una decisión más acertada hallando la media aritmética de la respuesta individual de los miembros del grupo. Esto se conoce como grupo estadístico.

Groupthink o decisiones erróneas

Con frecuencia, los procesos deliberativos de grupo, conduce al fenómeno “groupthink” (decisiones erróneas). Empresas especializadas como ECM asesoran a otras compañías a encontrar la decisión mejor ante una acción empresarial y  analizan si esa decisión va a estar mejor fundamentada en grupo o de manera individual.

La Economía del Comportamiento demuestra que muchas veces el ser humano utiliza en sus decisiones prejuicios o reglas heurísticas que les llevan a cometer errores predecibles.

“Así, muchas de estas decisiones están influidas por la forma en que se nos presenta la información (marco de decisión). Es mucho más atractivo un producto alimenticio anunciado como ´90 por ciento libre de materia grasa` que ´10 por ciento de  materia grasa´”, señala José Hidalgo.

Otra de las variables que lleva a tomar decisiones erróneas es el egocentrismo, un prejuicio que nos lleva a pensar que el resto de la gente piensa y actúa igual que nosotros. También ser excesivamente optimista puede conducir a tomar disposiciones equivocadas y alejadas de la realidad.

El exceso de confianza también puede conllevar a error en la toma de decisiones al creer que nuestras predicciones son más correctas de lo que objetivamente son. La retrospección puede jugar malas pasadas: cuando las cosas no van como esperábamos, tendemos a pensar “ya lo sabía”. Este pensamiento reduce la probabilidad de aprender de los errores y de generar autocrítica.

 

Comportamientos gregarios en el grupo

“¿Pueden los grupos evitar los errores cometidos por los individuos como consecuencia de las reglas de razonamiento y prejuicios antes referidos? La respuesta es normalmente no”, afirma José Hidalgo. “No solo no se evitan, sino que habitualmente se amplifican”, añade.

Por ejemplo, cuando en el grupo se observa un comportamiento gregario, es decir, algunos miembros del grupo se limitan a seguir las opiniones de otros miembros que han actuado primero. Esto conduce a efectos en cascada que puede llevar a decisiones desastrosas.

Otras veces se produce un efecto de polarización, alcanzando el grupo posiciones más extremas que la que tenían sus individuos antes de la deliberación. Generalmente ocurre cuando los miembros del grupos son afines en su forma de pensar o creencias.

Cómo reducir fallos en los procesos deliberativos de grupo

Consultorías como ECM son especialistas en desarrollar una serie de medidas y variables para reducir fallos en los procesos deliberativos de grupo. Por ejemplo, algunas que recomiendan:

  • Es positivo que los líderes del grupo tengan información que solo conocen otros miembros del grupo de menor experiencia o jerarquía y deben hacer las preguntas correctas.
  • Debe incentivarse el pensamiento crítico y la diversidad de opiniones.
  • Es conveniente incentivar sistemas que primen el éxito del grupo sobre el éxito individual.
  • También es interesante llevar a cabo la asignación de roles en los que los miembros del grupo sepan que todos los participantes tienen información relevante que aportar al resto del grupo.
  • Se debe hacer un esfuerzo en cambiar el punto de vista para ayudar a mirar las cosas con distancia.
  • En ocasiones, es una buena práctica que uno de los miembros del grupo actúe como abogado del diablo.

“Como empresa dedicada a la gestión del cambio, desde ECM hemos constatado en innumerables ocasiones que la creación de equipos y grupos de trabajo no es un tema trivial. No podemos caer en el error de pensar que cualquier asunto que tratemos dentro de un entorno empresarial, por ser gestionado en grupo, va a obtener el éxito en su ejecución”, subraya José Hidalgo.

Por esta razón, esta consultora experta trabaja en componer los equipos, hacer que entiendan bien los objetivos y contrarrestar efectos indeseables o no óptimos.

“Hemos encontrado situaciones complejas dentro de las organizaciones que, aparentemente, estaban llevando a cabo las prácticas grupales siguiendo las guías de grandes expertos y que, sin embargo, no daban resultados esperados”, concluye Hidalgo de ECM, un grupo de profesiones con amplia experiencia para asesorar a empresas y organizaciones en las transformaciones del siglo XXI.
Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?