Furgonetas de alquiler sin conductor
photo_cameraFurgonetas de alquiler sin conductor

Negocio

El uso de furgonetas de alquiler sin conductor registra un rápido crecimiento

El alquiler de furgonetas sin conductor como el que se puede contratar en empresas como OneFurgo permite a los clientes alquilar una furgoneta

El alquiler de furgonetas sin conductor como el que se puede contratar en empresas como OneFurgo permite a los clientes alquilar una furgoneta para realizar todo tipo de transportes. Estas furgonetas no incluyen el servicio de transporte por parte de un conductor de la empresa de alquiler, algo que permite abaratar en buena medida el coste del alquiler de la misma.

Este servicio de alquiler de furgonetas pone a disposición de los clientes furgonetas de diferentes tamaños para quienes necesiten de una en un momento concreto. El alquiler se produce de manera flexible (por horas, por días…) y los usuarios pueden disponer de ella para realizar los transportes que deseen.

Las mudanzas, el principal mercado del alquiler de furgonetas sin conductor

Aunque se pueden alquilar por cualquier motivo en concreto, el alquiler de furgonetas sin conductor se demanda especialmente a la hora de realizar mudanzas. Las mudanzas pueden suponer un coste elevado para las familias si se contratan los servicios de empresas de mudanzas en las que sus propios empleados cargan y descargan los enseres y realizan el transporte.

Al alquilar una furgoneta sin conductor, la familia se ahorra una suma de dinero muy interesante en un momento en el que puede necesitar de ese dinero para comprar nuevos muebles para el hogar. De esta forma la familia se encarga de cargar y descargar la furgoneta y de conducir la misma. Una vez realizada la mudanza se entrega a la empresa de alquiler la furgoneta. Todo ello con un precio asequible y con gran libertad de movimiento y horarios.

Otros usos de las furgonetas de alquiler sin conductor

El crecimiento registrado en la demanda de furgonetas de alquiler sin conductor también se ha producido gracias a otros muchos usos que familias o empresas dan a estas furgonetas. En el caso de particulares o familias, se suele alquilar estas furgonetas para transportar enseres a la casa del pueblo, para cuando se tiene previsto comprar muebles de gran tamaño o incluso para transportar la escenografía de la representación del colegio de los más pequeños, por citar algunos ejemplos.

Las empresas también demandan estas furgonetas en alquiler sin conductor cuando registran un incremento en la demanda de sus servicios de manera puntual. De esta forma pueden satisfacer esta demanda sin necesidad de realizar una gran inversión en la compra de una furgoneta propia que puede que no sea necesaria más tarde. Además se suelen alquilar cuando se produce una avería en alguna furgoneta de la flota propia de furgonetas de las empresas, evitando quedarse sin furgoneta con la que poder trabajar.

La gran flexibilidad a la hora de alquilar estas furgonetas sin conductor permite a particulares y empresas una forma de realizar cualquier transporte que resulta rápida y económica. La existencia de empresas que han entrado de lleno en este mercado ofreciendo furgonetas de marcas y tamaños muy variados y con precios flexibles ha contribuido a facilitar el alquiler a todo tipo de familias y negocios.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?