Otros

El juez imputa al tesorero y a la gerente de Podemos en el caso de la niñera-asesora de Irene Montero

En un auto, el juez Escribano cita como investigados a Daniel De Frutos y Rocío Val para el próximo lunes 19 de julio

Daniel de Frutos
photo_camera Daniel de Frutos

El titular del Juzgado de Instrucción nº 46 de Madrid, José María Escribano, ha acordado la imputación del tesorero y de la gerente de Podemos, Daniel de Frutos y Rocío Val, en el caso de la niñera-asesora de la ministra de Igualdad, Irene Montero.

En un auto, el instructor acuerda la citación en calidad de investigados de De Frutos y de Val para el próximo lunes 19 de julio. Antes, este miércoles, comparecerá como imputada la niñera-asesora de Irene Montero, Teresa Arévalo. El magistrado adopta esta decisión tras la petición realizada por la Fiscalía la semana pasada.

Según el Ministerio Público, "en el caso del delito electoral (por gastos en beneficio propio abonado con dinero electoral) así como en el de administración desleal, ambos fueron los que ordenaron el pago". Por ello, solicitaba al titular del Juzgado de Instrucción nº 46 de Madrid que ambos dirigentes de Podemos fuesen imputados.

La Fiscalía rechazaba en el mismo escrito la imputación de Pablo Iglesias porque "de los hechos relatados en el escrito remitido por la ex responsable de Cumplimiento Normativo de Podemos, Mónica Carmona, no existe ningún elemento que acredite siquiera indiciariamente la participación de Pablo Iglesias en hecho delictivo alguno, por mucho que la hija de Irene Montero sea, a su vez hija de Pablo Iglesias".

Por último, la Fiscalía también rechazaba que el Juzgado solicite las actuaciones del juzgado de lo social nº 3 de Madrid en relación al despido improcedente de la escolta de Irene Montero que la ministra de Igualdad utilizaba como criada. "En relación a las actuaciones del Juzgado de lo Social nº 3 de Madrid, no procede dado que son hechos que no están siendo investigados en este procedimiento. Y ello por cuanto en el escrito de la Sra. Carmona no se aportaba ningún principio de prueba más allá de informaciones en un medio digital.

En este sentido, los indicios referidos están siendo objeto de otro procedimiento, por lo que si el juzgado de lo Social observa indicios de delito, deducirá el correspondiente testimonio".

La pareja Iglesias-Montero utilizó a la ex diputada para cuidar de sus hijos incluso fuera de la casa de Galapagar. En el debate electoral de las generales del 10 de noviembre de 2019 emitido por la segunda cadena de Atresmedia, la entonces portavoz de Podemos en el Congreso, Irene Montero, apareció con Aitana, que en aquel momento tenía tres meses, al encuentro televisivo. Montero dejó a la pequeña al cuidado de Teresa Arévalo mientras pasaba por el photocall.

Fuentes consultadas por este periódico explican que esta política manchega estuvo tan ajetreada por acompañar a la ahora ministra de Igualdad para realizar una labor de niñera que se olvidó de su campaña. O, al menos, no le dedicó todo el tiempo que debía.

Billetes a cargo de Podemos

Varios medios digitales publicaron el documento que demuestra que Podemos pagó a Arévalo con el presupuesto de la campaña electoral del 10N para que realizase labores de cuidadora de la hija de Irene Montero. La abogada Mónica Carmona aportó esta prueba al juez Escalonilla.

La factura girada a nombre de la coalición Unidas Podemos refleja la adquisición de 14 billetes a la agencia de viajes Amarae Business Travel con destino Alicante.

Los miembros de la formación morada viajaron a la capital alicantina el 20 de octubre de 2019 para asistir a un acto de la campaña electoral.

Tres asientos fueron ocupados por Montero, su hija Aitana y Teresa Arévalo. Tal y como demuestra este documento, la actual ministra de Igualdad cargó a las cuentas electorales de Podemos 115 euros para adquirir el billete de ida y vuelta de la ex diputada que ejerce como niñera y 10 euros para la menor. En total Podemos desembolsó 689,80 euros por los siete billetes de ida y vuelta a Alicante.

Del mismo modo, el juez Escribano ofreció a la Abogacía del Estado –los servicios de la Administración pública que velan por el interés y defensa del Estado– personarse en la causa como perjudicado.

El juez entiende que la ministra de Igualdad, Irene Montero, malgastó dinero público al usar a la ex diputada de Podemos Teresa Arévalo como cuidadora de su hija menor. «Dado que las campañas electorales se sufragan con fondos de los partidos políticos y con subvenciones de Estado, procede ofrecer acciones como posibles perjudicados a la Abogacía del Estado», señalaba el instructor.

En el mismo escrito, el juez también ofreció igualmente a Podemos personarse en la causa, porque Montero también empleó dinero del partido para pagar los servicios de Arévalo como niñera. La ministra, tras dar a luz a sus dos hijos mellizos prematuros, comenzó a otorgarle a Teresa Arévalo una labor que no entraba dentro de sus funciones como diputada por Albacete en el Congreso de los Diputados.

Montero le encomendó que se ocupara del cuidado de sus dos hijos, Leo y Manuel, que nacieron el 3 de julio de 2018. Según manifiestan fuentes del partido, la entonces diputada incluso se desplazaba hasta el chalet en la urbanización de La Navata para realizar dicha tarea. Cuando nació la pequeña Aitana, en agosto de 2019, Arévalo también se dedicó al cuidado de ella.

Hasta ese momento, Arévalo cobraba su nómina del Congreso de los Diputados pese a que las funciones que ejercía eran otras.

Cuando se disolvieron las Cortes y se convocaron elecciones generales para el 10 de noviembre de ese mismo año, Teresa Arévalo continuó con su labor pero pagada por el partido morado.

Fuentes judiciales manifiestan que en un primer momento se cometió un delito de malversación de caudales públicos y, cuando comenzó a recibir dinero de la formación, se cometió un delito de administración desleal. Por ello, el juez ofrece personarse en calidad de perjudicados tanto a la Abogacía del Estado como a Podemos. Este periódico ha podido saber que ambos se han personado en la causa en calidad de perjudicado.

Santiago Abascal: “Cada día que pasa este Gobierno merece ser censurado con más rotundidad”

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes