Política

Lo declarará ante el juez García-Castellón

El CNI niega que haya encargado limpiar la imagen de políticos

El informático de la trama Púnica asegura que el servicio secreto encargó mejorar la reputación de Ignacio González y Esperanza Aguirre

Sede del CNI.
photo_cameraSede del CNI.

El juez que investiga la trama Púnica ha requerido al CNI que aporte los contratos firmados con Alejandro de Pedro, el informático al que acudieron políticos del PP madrileño para lavar su imagen en Internet. De Pedro lleva más dos años pidiendo que se practiquen las diligencias.


Señala además que puede probar con doce llamadas telefónicas la relación que mantuvo con personal del CNI. Según de Pedro, la casa de los espías le encargó la realización de varios trabajos relativos a temas de seguridad nacional que le fueron remunerados en metálico.

Se trata, según defiende de Pedro, de los 82.000 euros que la Guardia Civil encontró en su domicilio en 2014, cuando fue detenido. Lo cierto es que los agentes sí han acreditado los contactos del informático con el CNI hasta el 8 de octubre, tres semanas antes de su detención.

Según ha podido saber El Confidencial Digital, el Centro Nacional de Inteligencia explicará al juez la relación que mantuvo con de Pedro, pero dejando claro que en ningún caso se le requirió mejorar la imagen online de dirigentes de la Comunidad de Madrid.

Una de las piezas de la trama Púnica se refiere precisamente a los estudios de reputación en Internet que de Pedro hizo para Esperanza Aguirre, Ignacio González y otros políticos, y que fueron pagados con dinero público a través de adjudicaciones del Canal de Isabel II.

El importe de estas labores ascendería hasta 140.000 euros. Otros dirigentes implicados serían los ex consejeros Borja Sarasola, Salvador Victoria, el diputado José Manuel Berzal y la titular de Educación, Lucía Figar.

De Pedro lleva un año solicitando al juez Eloy Velasco, antiguo instructor del caso, que requiriera esta información al CNI, sin resultado positivo. En cambio, el magistrado Manuel García-Castellón, sustituto de Velasco, ha accedido a la petición de la defensa del informático.

Alejandro de Pedro está acusado de delitos de organización criminal, tráfico de influencias, malversación, cohecho, falsificación documental, utilización de información confidencial y fraude.


Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo