Política

Roto el pacto de Gobierno PP-PSE en el País Vasco. La línea roja que ha provocado la decisión de Basagoiti es la petición de Patxi López de reunirse con los verificadores de ETA

La decisión de Antonio Basagoiti de dar por concluido el pacto de Gobierno en el País Vasco entre el PP y el PSE ha cogido por sorpresa a más de uno. El motivo del anuncio está en las peticiones de Patxi López en reconocer a los verificadores del proceso final de ETA. Las bases del PP venían reclamando a su líder desde hace tiempo que rompiera con el lehendakari.

La “gota que ha colmado el vaso de la paciencia” –expresión que utilizan altos cargos del PP vasco- ha sido, efectivamente, la petición de Patxi López al Gobierno de Rajoy de que reconozca y reciba a los verificadores internacionales. Se trata de una línea roja que en el partido de Basagoiti consideran que nunca debería traspasarse.

Varios cargos del PP local han solicitado desde hace meses a su líder que acabe con el pacto de Gobierno con López. Una de las más insistentes, aseguran las fuentes consultadas por El Confidencial Digital, ha sido María del Mar Blanco.

En el PP vasco consideran que “con las víctimas no hay que hacer ningún experimento”. Solo, dicen, hay que emplear los instrumentos democráticos. Y una reunión con los verificadores no sería respetar la democracia.

Patxi López también ha solicitado públicamente un acercamiento de presos de ETA al País Vasco, lo que no ha gustado a los populares y hasta ayer socios de Gobierno.

Otra de las decisiones que ha tomado el Gobierno vasco recientemente, y que se suma al cúmulo de circunstancias que han llevado a Basagoiti a romper con Patxi López, es el anuncio de la lehendakaritza de recurrir al Tribunal Constitucional algunas de las medidas adoptadas por el Gobierno de Rajoy en materia de Sanidad y Educación.

El anuncio de Basagoiti ha cogido por sorpresa en su partido: un buen número de dirigentes se han enterado por la prensa de su decisión. Tampoco lo esperaban en el Gobierno vasco. De hecho, el lehendakari se encontraba en Madrid y lo ha conocido por los teletipos.

El PP vasco celebra, precisamente, este fin de semana su congreso. Se avecina un cónclave ‘caldeado’. Carlos García, por ejemplo, presenta una enmienda para ilegalizar Bildu.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?