Política

Contactó con ellos tras el 24-M

Pedro Sánchez recluta sus primeros aliados entre los fieles a Susana Díaz

Representantes del gobierno autonómico y dirigentes provinciales del PSOE se cambian de bando: han recogido avales a favor del secretario general de cara a las primarias

Pedro Sánchez, en un mitin del PSOE andaluz.
photo_cameraPedro Sánchez, en un mitin del PSOE andaluz.

Ayer terminó el plazo de recogida de avales para las primarias del PSOE y Pedro Sánchez es ya, oficiosamente, candidato a La Moncloa: sus hipotéticos rivales no han conseguido las firmas suficientes. El secretario general, sin embargo, se ha esforzado por demostrar que tiene apoyos suficientes en todas las federaciones...incluida la andaluza. Para ello, llegó hace semanas a un acuerdo con cargos de la Junta y del partido en la región, que han trabajado desde entonces para él.

Según explican a El Confidencial Digital fuentes muy bien situadas en el PSOE andaluz, el acercamiento de Sánchez a estos dirigentes se produjo apenas unos días después de las elecciones del 24 de mayo. Hablan, incluso, de una reunión en Ferraz con una persona muy vincluada a la actual cúpula de la Junta como el inicio de esta ofensiva por parte del secretario general.

Y es que, en las últimas semanas, el líder del PSOE y su equipo han contactado con altos cargos del partido y del Gobierno andaluz para garantizarse el apoyo de la federación andaluza en el proceso de primarias que la dirección federal ha convocado para el próximo 26 de julio: “Querían presentar un gran número de avales... y que una parte importante vengan del territorio de Susana Díaz”.

Caballos de Troya” en el equipo de Díaz

Los movimientos de Pedro Sánchez y de sus colaboradores más cercanos han conseguido crear “caballos de Troya” en el actual equipo de Susana Díaz. Es decir, cargos de la Junta y del PSOE andaluz que, en privado, han trabajado en la recogida de avales a favor de la candidatura del secretario general.

Estas personas, explican las fuentes consultadas, son miembros del gobierno autonómico que ya saben que no van a estar en el nuevo gabinete de Díaz, y cuadros intermedios del partido pertenecientes a las secretarías provinciales de organización. También han colaborado con Sánchez dirigentes de importantes agrupaciones municipales que no se han sentido respaldadas por Sevilla.

Todos ellos llevan desde el pasado 4 de julio, día que se inició la recogida de avales, trabajando para Pedro Sánchez. Lo han hecho, eso sí, de manera discreta para no levantar sospechas entre los fieles a Susana Díaz... y para que a la propia dirigente autonómica le pille por sorpresa el gran número de firmas obtenidas por el secretario general en Andalucía.

Pedían avales por teléfono y en reuniones privadas

En ese “trabajo en la sombra”, los nuevos infiltrados de Pedro Sánchez en el PSOE andaluz han utilizado dos fórmulas para recoger avales a favor del secretario general: montar reuniones privadas con sus colaboradores de confianza para conseguir firmas de afiliados... y telefonear a militantes para pedir el apoyo al madrileño.

Así, el pasado viernes, en un Comité Provincial del PSOE andaluz, se pudo ver a una secretaria de Organización de Centro, con folios llenos de firmas con el aval a Pedro Sánchez.

Y, en la campaña telefónica realizada, se han dado casos que, por culpa de las prisas, se ha llamado a gente que ya ni siquiera era afiliada al PSOE: “El objetivo era conseguir el máximo número de avales para Sánchez sin hacer ruido, y por eso se han consultado censos pasados que han provocado esas llamadas erróneas”.

 
Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable