Política

Quiere hacerse con la hegemonía ideológica

Podemos marca distancias: “La izquierda somos nosotros, no los veteranos de IU”

“No vamos a repetir un Izquierda Unida con otro nombre”. Critican a los viejos cuadros que proceden del aparato del PCE, “una formación con todos los tics burocráticos”.

Pablo Iglesias, líder de Podemos.
photo_cameraPablo Iglesias, líder de Podemos.

Izquierda Unida está intensificando los gestos hacia Podemos, en un intento de aproximación a quienes han sido sus principales rivales en las elecciones europeas, en la línea de intentar asumirlos e integrarlos. Sin embargo, la formación de Pablo Iglesias no se fía. "Relaciones cordiales, las que quieran, pero cada uno en su casa”, se escucha.

La realidad es que Podemos se ha planteado como meta liderar la izquierda en España, desbancando para eso al partido de Cayo Lara. Sus dirigentes advierten de que “Izquierda Unidad no es el hermano mayor, ni nos va a marcar los pasos”.

“Tenemos la batuta”

El lema en Podemos respecto a IU puede resumirse así: “Juntos pero no revueltos”. “La batuta de la izquierda la tenemos nosotros no los veteranos de IU”, dicen personas de la dirección a las que ha tenido acceso El Confidencial Digital.

La fuerza política que dirige Pablo Iglesias no se va dejar engullir por IU. Tiene estrategia propia, objetivos claros y determinación de ser una fuerza mayoritaria de izquierda. “Ni de la mano, ni detrás de ellos. Si IU quiere puede venir detrás, vale, pero delante vamos nosotros con la partitura y la batuta".

“Ellos no se van a subir a la ola, que hemos provocado nosotros. Sabemos que gran parte de nuestro voto fue de ellos antes; si les han abandonado, será por algo. Y hay un voto joven nuevo, movilizado, que es nuestro y ellos no han sabido arrastrar”, afirman.

El abrazo del oso

Izquierda Unida, por su parte, ha entrado en la dinámica de los acercamientos a Podemos desde el minuto uno de las elecciones, en una la sibilina de trabajo conjunto para más tarde dar el “abrazo del oso” a Podemos. Se trata primero de converger y luego 'engullir' a Podemos a medio plazo.

IU se ha dado cuenta de que Podemos le ha 'robado la cartera', les ha pasado por la izquierda, y se encuentran desconcertados. Les estropeó la gran subida electoral que esperaban. Pero en IU hay políticos veteranos, y no tardaron ni cinco minutos en reaccionar con llamadas “fraternales y amables a la convergencia”.

Willy Meyer y Cayo Lara no paran de hablar de converger con Podemos “por la cercanía de ideas y programas”  hacia la mayoría de izquierdas.

Viejos militantes

Gran parte de los líderes de Podemos, como es el caso de Pablo Iglesias, militaron en Izquierda Unida, y por tanto saben de qué va el proceso. Juan Carlos Monedero, por ejemplo, fue ayudante y asesor personal de  Gaspar Llamazares, ex coordinador general de IU entre los años 2.000 y 2005.

Conocen bien lo que es la coalición, sus tics, vicios y  carencias. Y, como dato relevante, afirman que no les gusta nada la “cultura de aparato y de partido, que es una forma de vida alejada de la calle y de la gente”.

“IU es una historia de peleas internas y de divisiones, personalismo y batallas de liderazgo. No vamos a repetir eso, somos un movimiento abierto, conectado a la calle, participativo y democrático. Solo nos faltaba repetir otra Izquierda  Unida con distinto nombre ”, afirman. 

Viva la república

La convocatoria de manifestaciones por la república desde IU obedece también a la estrategia de intentar llevar la iniciativa y de no dejar  la bandera republicana en exclusiva para Podemos.

La pelea por la hegemonía en la izquierda está en marcha. Una muestra es la carrera escenificada inmediatamente después de la abdicación del rey Juan Carlos por  ver quién convocaba primero las concentraciones de protesta en las plazas de toda España.

La obsesión de IU es ahora “aparecer juntos con Podemos” en todas las ocasiones posibles. Esa táctica ya la conoce Podemos, que señala: “No nos importa coincidir en la reivindicación de la república como forma de gobierno, o en otras protestas, pero eso no es converger como ellos quieren; eso es coincidir en lugares y mensajes ”.

Fuentes de Podemos confirman que “tenemos mucha sintonía personal, y amistad , con dirigentes de IU como Alberto Garzón, y otros que provienen del 15-M, pero no con los viejos cuadros de IU que proceden del aparato del Partido Comunista, una formación con todos los tics burocráticos".

Ayuda en Estrasburgo

Una muestra de la intención de Izquierda Unida de querer 'llevar al redil' a Podemos ha sido el visto bueno que ha dado a su ingreso en el Grupo Izquierda Europea del Parlamento de Estrasburgo.

En ese grupo parlamentario no se ingresa sin el beneplácito del partido nacional hermano, y la formación de Cayo Lara ha 'autorizado' la entrada de Podemos. Es una buena solución, porque, si no se forma parte de uno de los grupos grandes, se acaba en el llamado Otros, convertido en un extraña amalgama, con nacionalistas, euroescépticos y grupos de todo tipo, con los que apenas se puede conseguir otra cosa que ruido.

El pasado 7 de junio se reunió la presidencia de IU, y allí líderes como Lara, Meyer, Centella y Muñoz insistieron en que había que converger con los miembros de Podemos, y en concreto ayudarles en Europa y en el parlamento de Estrasburgo: meterlos dentro del grupo Izquierda Europea, para trabajar juntos.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes