Política

Arrancan del Congreso el madroño que plantó José Bono

Los técnicos de la Cámara Baja advirtieron de que la profundidad de las raíces estaba levantando el suelo del patio

Foto de archivo del árbol en el patio del Congreso de los Diputados.
photo_cameraFoto de archivo del árbol en el patio del Congreso de los Diputados.

En la simbólica entrada principal del Congreso de los Diputados custodiada por los leones, existe una verja por la que es habitual ver entrar y salir a los representantes parlamentarios de las distintas agrupaciones políticas. Al atravesarla, se encuentra un amplio patio que comunica las distintas dependencias de lo que es el centro de la política nacional.

Durante la segunda legislatura socialista del gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero , el Presidente del Congreso era el ex ministro José Bono (2008-2011). Bajo su tutela, se procedió a cambiar diferentes elementos decorativos del hemiciclo. Entre ellos, los del patio de acceso. Se decidió entonces plantar un madroño en el centro, símbolo de la ciudad de Madrid.

Echando raíces

El madroño es un árbol que crece de forma paulatina hasta alcanzar una altura máxima de 10 metros.  Necesita de mucha luz natural, no soporta los ambientes gélidos y posee unas raíces fuertes y profundas.

Esto es lo que ha supuesto un problema para el estado del Parlamento. Aunque se creyera en un principio que la idea de plantar un madroño como icono en el Congreso no podía traer consecuencias negativas, el desarrollo natural del propio árbol ha puesto en peligro el suelo del patio donde estaba plantado.

Medía 2 metros de alto y necesitaba mucha profundidad para asentar sus raíces. Además, debajo de él se encontraban el sótano y el garaje del edificio, que comenzaban a verse afectados.

Tal y como confirman fuentes del Congreso a ECD, el pasado 1 de marzo se decidió arrancar el madroño después de que desde la Dirección de Infraestructuras de la Cámara Baja advirtieran que había comenzado a producir daños en el pavimento.

Un nuevo destino

El estado del patio no era la única preocupación. De hecho, la decisión fue tomada pensando en la salud del árbol, ya que las condiciones en las que se encontraba limitaban su propio crecimiento.

Las mismas fuentes aseguran que se ha procedido a "replantar" el madroño en la Casa de Campo de Madrid. Aunque se trate de una especie bastante complicada de trasplantar, confirman a Confidencial Digital que la operación se llevó a cabo con éxito.

La única duda que queda ahora es qué sustituirá al símbolo de Madrid en el patio del Congreso de los Diputados.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable