Política

Carmen Calvo y Fernández de la Vega han maniobrado en la sombra para torpedear la ‘Ley Trans’ de Irene Montero

Han logrado que el CGPJ y el Consejo de Estado emitan informes que recogen las propuestas de cambios impulsadas por las feministas clásicas del PSOE

Carmen Calvo.
photo_camera Carmen Calvo.

La bandera de la igualdad es uno de los asuntos más espinosos que han dividido al Gobierno de coalición desde que echó a andar en 2020. La ‘Ley Trans’ vuelve a convertirse ahora en el gran pulso entre Carmen Calvo, que cuenta con el aval de movimientos feministas y un sector del PSOE, y la ministra de Igualdad, Irene Montero.

Montero se autoproclamó vencedora frente a Calvo, después de que el Consejo de Ministros diera luz verde a la ‘Ley Trans”. La aprobación de ese proyecto de ley generó entonces tensiones en el Gobierno, donde Irene Montero ganó frente a la oposición de Carmen Calvo, imponiendo la autodeterminación de género, que además avaló el Ministerio de Justicia –coproponente de la norma–, alineándose así con Igualdad.

El desbloqueo de la ley se interpretó como una derrota de la ex vicepresidenta, que no logró imponer sus tesis feministas clásicas. No en vano, en el propio PSOE se oponían radicalmente a esta cuestión, hasta que, unos días antes, tuvieron que virar argumentalmente.

Carmen Calvo ha anunciado batalla

Ahora, el anteproyecto debe iniciar su trámite parlamentario en el Congreso de los Diputados antes de su aprobación definitiva. Y Calvo ha trasladado a miembros de la parte socialista del Gobierno que la batalla no ha terminado, y que maniobrará para reformar la normativa estrella de Igualdad.

Fuentes próximas a la ex vicepresidenta aseguran a Confidencial Digital que Carmen Calvo no se ha dado por vencida en la guerra con Irene Montero.

Advierte de que quedan ahora meses por delante y trámites que pueden propiciar cambios en el texto. De hecho, el PSOE ya se ha abierto a cambios en la norma para “enriquecerla”, según declaró hace unos días la nueva vicesecretaria general del partido, María Jesús Montero.

Maniobras con Fernández de la Vega

En el entorno de Calvo admiten que, como anteproyecto, la ‘Ley Trans’ ha pasado por una serie de trámites que pueden dar lugar a cambios en su contenido y en la redacción. Uno de los más importantes ha sido la revisión del texto por los órganos consultivos, antes de ser presentado en el Congreso, donde comenzará la tramitación parlamentaria, es decir, la fase de debate y enmiendas.

Tras una etapa de consulta pública y un plazo de modificaciones a cargo de los ministerios, por si se detectara algún pasaje controvertido, el anteproyecto recaló en los consejos Fiscal, General del Poder Judicial (CGPJ) y del Estado.

Los informes del Consejo de Estado no suelen ser llamativos. Sin embargo, según ha podido saber ECD por fuentes conocedoras del dictamen, el organismo que preside la ex vicepresidenta, María Teresa Fernández de la Vega, que mantiene una buena sintonía con Calvo, ha querido esta vez lanzar expresamente una recomendación de calado.

El máximo órgano consultivo del Gobierno ha desmontado el eje principal de la norma: se opone frontalmente tanto a la libre autodeterminación de los menores como al hecho de que cualquier persona pueda cambiar su género sin respaldo de ningún informe médico.

“La intervención judicial se convierte en una garantía fundamental para el menor de edad que expresa su deseo de transitar de un sexo a otro”, defiende el informe. “No parece necesario ni proporcionado desvincular la rectificación registral de la mención relativa al sexo de todo elemento probatorio que acredite, de un modo u otro, cierta estabilidad en la identidad sexual libremente definida por la persona”, añade.

El informe crítico del CGPJ

Por si esto fuera poco, el Consejo General del Poder Judicial también ha aprobado por unanimidad un dictamen que propone elevar a los 18 años la edad para que una persona pueda solicitar el cambio de sexo en el Registro Civil. Además, advierte sobre determinados puntos de la ley que podrían vulnerar derechos de las mujeres.

 

Según el máximo órgano de gobierno de los jueces, el anteproyecto contenía disposiciones que “contradicen el derecho fundamental a la igualdad”, en la medida en que propician el “indeseado efecto de generar situaciones de discriminación positiva y, por tanto, de discriminación por lo general indirecta de aquellas personas no contempladas en su ámbito subjetivo de aplicación, especialmente significativa respecto de las mujeres no transexuales”.

Torpedear desde la Comisión de Igualdad

Según destacan a ECD desde el entorno de Carmen Calvo, la diputada socialista sabe que los argumentos del CGPJ y del Consejo de Estado van a ser utilizados por la oposición en el debate que tendrá lugar durante la tramitación parlamentaria del proyecto de ley.

Recuerdan además que, tras su salida del Gobierno, Calvo preside la Comisión de Igualdad del Congreso. Es el lugar por donde debe pasar ahora la norma para recibir las apreciaciones y aportaciones de los grupos parlamentarios por vía de enmiendas antes de su aprobación definitiva.

No se pasa por alto que será la ex vicepresidenta la encargada de fijar las fechas y ordenar el debate de la ley. Por lo que, según confirman a ECD fuentes parlamentarias, reside en el poder de Carmen Calvo la decisión de postergar la ley en el Congreso, esto es, retrasar su tramitación, a pesar de que la Cámara Baja pactó tramitar el anteproyecto por la vía de urgencia, por lo que éste no deberá pasar por el Pleno.

El precedente de la ley del “solo sí es sí”

En el entorno de Carmen Calvo avisan a ECD de que “ahí se jugará la verdadera batalla”. Y destacan el precedente de lo ocurrido con la ley del “solo sí es sí”. Ese texto fue sometido al análisis y estudio de los órganos consultivos del Estado. El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) emitió, por ejemplo, un informe especialmente crítico en lo relativo a la definición de consentimiento y a la fusión de los delitos de abuso y agresión.

Hay que recordar la resistencia de amplios sectores de la izquierda y del feminismo tradicional, lo que, a juicio de la ex vicepresidenta, acabará modulando la norma a su paso por el Parlamento, o incluso no se descarta que se vea retrasada indefinidamente.

La denuncia pública en El Mundo

Lejos de atisbarse un debate sosegado, se espera una nueva batalla política, al encontrarse con el rechazo frontal de Carmen Calvo.

Hay que destacar que la ex vicepresidenta acaba de denunciar públicamente hace unos días, en una entrevista en el diario El Mundo, que el derecho a la autodeterminación de género que reconoce la ley puede “destrozar la legislación de igualdad en nuestro país”.

Marruecos 0-0 (3-0) España
                Copa Mundial de la FIFA Catar 2022                

Busquets dió la charla y la cara Luis Enrique fue de puro bajón
Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable