Política

Casado acusa a Sánchez de “no ser de fiar” y el presidente le reclama que se abstenga por “el bien de España”

El líder del PP centró el debate en el problema que supone Cataluña y afeó al candidato socialista que “pacte a escondidas con independentistas y populistas”

Pablo Casado en la investidura
photo_cameraPablo Casado en la investidura

Pablo Casado ha subido al estrado, dando las gracias a la presidenta y un revés a Pedro Sánchez: ‟Dos horas de discurso para no decir absolutamente nada”, al que sus compañeros de partido han respondido con un sonoro aplauso.

‟Generalidades” en lugar de propuestas, apunta Casado, en un discurso cargado de metáforas, juegos de palabras y ataques directos al presidente en funciones quien apenas ha levantado la vista de un folio que ha llenado de apuntes.

Las palabras de Pablo Casado no han pasado desapercibidas, aludiendo a la falta de apoyos como que el PSOE ‟se ha quedado solo jugando al baile de las sillas” o ‟se ha quedado sin pareja de baile”.

Pedro Sánchez ha dejado para los últimos minutos de su discurso la mención a sus posibles socios de gobierno, a lo que Casado responde: ‟dos horas sin ver al elefante morado con un gran lazo amarillo, al que usted no se ha referido, como si no existiera”.

‟Me da la sensación de que ustedes han activado un campo de minas del que ya no saben cómo salir, son rehenes de los socios de la moción de censura”, una frase con la que echa en cara una múltiple personalidad al actual gobierno.

Y a la petición de abstención que propuso el PSOE, Casado responde que si Pedro Sánchez ‟no se quería reunir con Rajoy ni cogerle el teléfono” es incomprensible que hace unas semanas le mande una carta pidiendo una ‟abstención honorable”.

‟Por eso señor Sánchez vamos a votar no”, ha sentenciado el líder de los populares porque no ve un proyecto, si no propuestas vacías, falta de apoyos y negociaciones ocultas con los partidos independentistas.

‟Usted no es una persona de fiar, y lo digo sin que resulte ofensivo”. Se refiere el candidato a la falta de coherencia del PSOE para que un grupo parlamentario pueda apoyarlo con seguridad.

La bancada popular ha participado activamente en todo el intercambio de discursos, tanto para atacar como para salir en defensa de su secretario general.

Han aplaudido a Pablo Casado cada vez que ha levantado la voz, ha hablado de Cataluña y como terminar el problema o ha sacado a relucir los valores de España. Incluso poniéndose en pie cada vez que ha terminado sus intervenciones.

Una situación repetida, la de los aplausos, que sirve como ilustración de la falta de escaños que solían ocupar los populares.

Buscar abrir el melón independentista

En esta segunda intervención, el centro del discurso buscaba centrar la atención y el tema en el problema Catalán. Repite además, Pablo Casado, la mentira sobre ‟el lazo amarillo que portaba Sánchez para recibir a Torra”.

El famoso lazo nunca existió y la mentira quedó desmentida después de ser lanzada en la manifestación por la unidad de España que tuvo lugar en Colón y donde participaron miembros del Partido Popular, Ciudadanos y VOX.

‟Usted decía que Torra era igual de extremista que VOX”, dice Casado, igualando en palabras de Pedro Sánchez a los nacionalismos catalanes y españoles de extremaderecha, siendo estos segundos socios de gobierno de los populares.

Para los que apoyan el periodismo de exclusivas

Confidencial Digital publica noticias exclusivas, que solamente se leen en estas páginas. Y ha creado una comunidad de amigos, Somos ECD, a quienes además se ofrece otras informaciones más, para que sean lectores mejor informados aún, junto con varios servicios y ventajas. Súmate a este proyecto periodístico incorporándote a Somos ECD.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?