Política

Tras la muerte de un mantero senegalés

El mensaje del concejal de Seguridad de Carmena: “La estamos cagando con Lavapiés”

Javier Barbero intentó frenar la tarde del viernes a los ediles que lanzaron consignas atacando a la Policía y al ayuntamiento

Disturbios en Lavapiés tras la muerte de un mantero senegalés.
photo_cameraDisturbios en Lavapiés tras la muerte de un mantero senegalés.

La muerte del senegalés Mame Mbaye el pasado jueves en el madrileño barrio de Lavapiés provocó fuertes altercados entre inmigrantes, la mayoría de raza negra, y antidisturbios de la Policía Nacional. Y se redoblaron cuando empezó a difundirse un bulo: que Mbaye había fallecido de un infarto a causa de la persecución de unos agentes municipales.

 

Los ataques de inmigrantes contra los antidisturbios comenzaron con rabia cuando empezó a circular el rumor en los medios de comunicación. Más tarde fue desmentido: Mbaye no huía de la Policía, sino que le sobrevino un infarto de forma natural en plena calle, algo que ha confirmado la autopsia al revelar que padecía dolencias cardiacas.

Se dio la casualidad de que unos agentes de la Policía municipal habían acudido a Lavapiés en ese momento a entregar una notificación. Un amigo de Mbaye les pidió ayuda, acudieron adonde se encontraba el cuerpo, intentaron reanimarle varias veces y dieron aviso al Samur. No se pudo hacer nada por la vida del senegalés.

Reacciones políticas

Ese mismo día, varios dirigentes políticos dieron su opinión sobre los hechos a través de las redes sociales. El líder de Podemos en la Comunidad de Madrid, Ramón Espinar, hizo auto crítica y manifestó: “Los derechos son para todos pero su tutela se tiene que ejercer, precisamente, sobre quienes lo necesitan. Hoy es un día triste en España. No hemos estado a la altura de los Derechos Humanos. Hemos fracasado como democracia. Que la tierra le sea leve”.

Por su parte, la concejal del ayuntamiento de Madrid Rommy Arce, del sector Anticapitalista y crítica con la alcaldesa Manuela Carmena, aseguró que Mbaye fue “víctima de la xenofobia institucional y de un sistema capitalista que levanta fronteras interiores y exteriores”.

También publicó mensajes en este sentido Juan Carlos Monedero: “Aquí, en Lavapiés, ha muerto esta noche Mmame Mbage, un inmigrante perseguido por la policia (sic). Cuánto dolor innecesario. ¿No basta la tragedia de ser inmigrante?”, se preguntaba el mismo jueves.

Hubo quien señaló directamente al ayuntamiento de Madrid como responsable de los hechos. Se trató de Montserrat Galcerán, edil de Ahora Madrid y más ligada al sector anticapitalista de Arce.

Afirmó lo siguiente: “Se hace urgente investigar las circunstancias de la muerte de Mame Mbaye, y sobre todo, cambiar la política de nuestro Ayuntamiento para garantizar los derechos de las personas migrantes y dejar de perseguir y criminalizar a los pobres”.

Barbero, concejal de Seguridad

La tarde del viernes, entró en escena Javier Barbero, concejal de Seguridad del consistorio. Según ha podido saber El Confidencial Digital, el responsable de la Policía municipal advirtió a Arce de la gravedad de las afirmaciones que estaba haciendo.

“La estamos cagando”, afirmó en un momento, puesto que se le estaba dando toda la credibilidad a un bulo que daba una versión falsa de los hechos. Consideraba, según afirman fuentes conocedoras del caso a ECD, que la imagen del ayuntamiento iba a quedar lastrada si continuaban difundiéndose unas noticias inventadas.

El viernes, Manuela Carmena regresó de París, adonde la había invitado su homóloga Anne Hidalgo. Sin embargo, no hizo declaraciones sobre los hechos. En cambio, cuando el lunes le preguntaron por una posible dimisión o cese de Arce y Galcerán, alegó que no habían cometido ningún hecho para exigirles abandonar el cargo.

Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo