Política

Pablo Casado está provocando a Vox para que Abascal se retrate y recuperar votos

La petición de que no presente candidatura en las provincias pequeñas persigue “sacarlo de la cueva” y generar un debate donde se vean sus carencias

Santiago Abascal y Pablo Casado en Colón.
photo_cameraSantiago Abascal y Pablo Casado en Colón.

Se esconde en las redes y no tiene proyecto para España”. Esto es lo que piensa Pablo Casado sobre Santiago Abascal. Una opinión que se ha hecho pública esta semana y que tuvo respuesta de Vox... a través de Twitter. El presidente del PP está convencido de que solo puede frenar la sangría de votos hacia Vox si deja “retratado” a su líder. Y, por eso, se ha propuesto provocarlo.

Según explican al Confidencial Digital dirigentes nacionales del PP, la estrategia del partido, de cara a la campaña, pasa por demostrar al electorado de centro derecha que “no da igual votar a Vox en vez de al Partido Popular”. Una idea que empezó a extenderse con el polémico vídeo de Epi y Blas, pero que va a mucho más allá: “Tenemos que desenmascarar a Abascal”.

La estrategia de fondo, añaden desde Génova, es “sacar de la cueva” al líder de Vox, con el objetivo de que confronte directamente con Casado. De esa forma, se pondría en marcha un duelo por el voto del centro-derecha que, afirman desde el PP, “Pablo ganaría sin problema”.

De hecho, en la sede nacional del partido afirman que el propio Abascal es consciente de esa amenaza y, por ese motivo, prefiere mantenerse a la sombra: “Ha hecho un par de apariciones ante los medios y no le han salido bien. Por eso, prefiere escribir en Twitter y protagonizar discursos en mitines sin capacidad de réplica”.

El debate a cinco, clave

Así las cosas, Pablo Casado y la dirección del PP consideran fundamental lograr que Abascal hable, aunque sea parara responder a los ataques de los populares. Por tanto, advierten las fuentes consultadas, “vamos a seguir hablando en público sobre Vox para lograr que se confronten ideas y propuestas”.

En todo caso, recuerdan en Génova 13, Abascal no podrá “esconderse eternamente” y, de hecho, habrá una oportunidad clave para que Casado se imponga en el duelo dialéctico contra el líder de Vox: el debate electoral a cinco que se celebrará en las próximas semanas.

Las fuentes consultadas afirman que ese debate puede ser incluso más importante que un hipotético cara a cara con Pedro Sánchez, porque “ahí es donde podemos parar el ascenso de Vox”. Pese a ello, el líder del PP va a insistir en su petición de debatir también únicamente con el presidente del Gobierno porque “conviene recordar que solo nosotros podemos echarle de Moncloa”.

“Cuidado con el modelo andaluz”

En esa estrategia de “desmontar a Vox” para alertar al electorado y provocar la reaparición de Abascal, el PP ha insistido, esta semana, en una idea: “El voto a Vox puede acabar beneficiando al PSOE en muchas provincias de España”. De ahí la petición de Casado para que la formación no se presente en las circunscripciones más pequeñas.

Los dirigentes nacionales consultados por ECD admiten la “preocupación”, en el seno del partido, a ante el riesgo perder un importante número de escaños en el Senado debido al trasvase de votos hacia Vox.

Desde Génova 13 explican que, hace cuatro años, y por la irrupción de Podemos, “el PSOE se quedó con uno de los cuatro senadores de muchas provincias, y nosotros con los otros tres”. Ahora, sin embargo, puede pasar lo contrario: “Vox se puede quedar a cero en muchas provincias, pero los votos que nos quita hacen sumar más escaños al PSOE”.

Por ese motivo, el PP está decidido a ir “pueblo por pueblo” para alertar que “el modelo andaluz puede no salir si hay mayoría del PSOE en el Senado”.

Pulse o haga clic para ver más noticias.

 

 
Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?