Política

Pedro Sánchez sólo ata la abstención del PNV, EH Bildu, Compromís y el PRC

Carmen Calvo salió en mitad de la sesión en el Congreso para revelar que el PSOE había aceptado a Irene Montero como ministra con un cargo importante. Baldoví exigió que se revelen las carteras ofrecidas a Podemos

Aitor Esteban, portavoz del PNV en el debate de investidura.
photo_cameraAitor Esteban, portavoz del PNV en el debate de investidura.

Las intervenciones de los grupos nacionalistas y regionalistas de la segunda jornada del debate de investidura han dado más alegrías a Pedro Sánchez que los discursos de los partidos de ámbito nacional.

Frente a los “no” de Casado, Rivera y Abascal, y frente a su pugna dialéctica con Iglesias, Sánchez ha recibido la noticia de que grupos minoritarios le van a dar su voto a favor, o al menos la abstención, en la primer votación.

Esquerra Republicana ha comenzado la jornada abriéndose a facilitar la investidura del líder socialista, pero en segunda votación, el jueves por la tarde.

Sin embargo, Aitor Esteban del Partido Nacionalista Vasco y Mertxe Aizpurúa de EH Bildu han anunciado que ya este mismo martes van a optar por la abstención. Esteban ha lamentado que el PSOE diera por hecho el voto a favor del PNV, y que por ello ni se hubiera molestado en negociar con ellos y se hubiera esforzado por ganarse el “sí” de sus seis diputados.

La diputada de la izquierda abertzale se ha centrado en sus reivindicaciones soberanistas, el acercamiento de los presos de ETA dispersos... para terminar diciendo que van a favorecer la investidura de Sánchez “para impedir la entrada de las tres derechas”, “sin ocultar nuestra desconfianza, pero desde la responsabilidad, vamos a facilitar la investidura con nuestra abstención, que no significa un cheque en blanco”.

Por el lado de los “noes” se han expresado Coalición Canaria y Unión del Pueblo Navarro. Ana Oramas ha criticado a Pedro Sánchez por haber creado el “precedente de la intolerancia” con su lema del “no es no” a Mariano Rajoy, y ahora pedir a los partidos a su derecha que se abstengan para evitar un bloqueo político.

El representante de UPN y Navarra Suma (coalición con PP y Cs), Sergio Sayas, ha denunciado el pacto al que el Partido Socialista de Navarra pretende alcanzar con los nacionalistas vascos para conseguir la presidencia de la Comunidad Foral pese a no haber sido la fuerza más votada, como reclama Sánchez en su caso.

Compromís y los ministerios de Podemos

“Hay tiempo de seguir negociando si es su verdadera voluntad”, ha comenzado su intervención Joan Baldoví, de Compromís. El diputado nacionalista valenciano ha sido también muy crítico con Pedro Sánchez, al que acusó de querer “buscar la rendición del resto de partidos al amado líder”, sin negociar, ni siquiera sentarse, pero tampoco hacer guiños en su discurso hacia los partidos como Compromís que le hicieron presidente en la moción de censura y que ahora tienen en su mano investirlo de nuevo.

Para Baldoví, “sólo hay un acuerdo posible, que pasa por Unidas Podemos, el PNV, Compromís, el Partido Regionalista de Cantabria...”. Sin embargo, lamentó que entre el PSOE y Unidas Podemos no se estén tendiendo puentes, sino dinamitando los que quedan.

El representante de Compromís, que en su día fue aliado electoral de Podemos, también ha sorprendido con una pregunta que ha dejado en el aire: “¿Qué ministerios, señor Sánchez, ha ofrecido a Podemos?”. Baldoví a pedido al presidente en funciones que revele, en su réplica, los términos de la negociación, algo que Carmen Calvo ya había rechazado antes.

Calvo revela que aceptan a Irene Montero

Por cierto, que en medio de la sesión de investidura Carmen Calvo ha salido del hemiciclo para dirigirse a los medios de comunicación en el patio del Congreso. Allí, la vicepresidenta del Gobierno, una de las principales negociadoras con Podemos para el pacto de Gobierno, ha hablado del estado de las conversaciones.

Calvo ha destacado el malestar que se extendió en el Ejecutivo en funciones y en el PSOE ante el tono de los discursos de Pablo Iglesias este lunes, así como el hecho de que se lanzara a revelar términos de las negociaciones, cuando denunció competencias que Podemos había pedido y que el Partido Socialista había rechazado.

Tras esas revelaciones, Calvo se ha sumado a las revelaciones, y ha asegurado que Sánchez había aceptado que una persona muy importante para el liderazgo de Podemos -clara referencia a Irene Montero- como miembro de su Gobierno, en un cargo relevante. Además, ha explicado que se había ofrecido carteras de contenido social a Unidas Podemos, pero pese a ello no se ha alcanzado aún un acuerdo.

Antes de la votación, los 123 escaños del PSOE sólo podrían sumar, quizás, el “sí” del diputado del Partido Regionalista de Cantabria (condicionado a que Sánchez admita ciertos compromisos), y las abstenciones de los seis diputados del PNV, los cuatro de EH Bildu y el único diputado de Compromís.

Habría, por tanto 124 “síes” y once abstenciones, frente al resto “noes” del PP, Ciudadanos, Vox, ERC, Junts per Catalunya, Coalición Canaria y UPN, por lo que Pedro Sánchez no sería investido este martes en la primera votación del debate de investidura.

Para los que apoyan el periodismo de exclusivas

Confidencial Digital publica noticias exclusivas, que solamente se leen en estas páginas. Y ha creado una comunidad de amigos, Somos ECD, a quienes además se ofrece otras informaciones más, para que sean lectores mejor informados aún, junto con varios servicios y ventajas. Súmate a este proyecto periodístico incorporándote a Somos ECD.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes