Política

Caso Nóos

El bloque progresista del CGPJ propuso al fiscal Horrach que pidiera la imputación de Gallardón

Le transmitieron el mensaje de que, si lo hacía, le apoyarían desde el Consejo

El fiscal Pedro Horrach.
photo_cameraEl fiscal Pedro Horrach.

Vocales progresistas del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) animaron al fiscal del caso Nóos, Pedro Horrach, a que solicitara la imputación o, al menos, la declaración como testigo del actual ministro de Justicia, Alberto Ruíz-Gallardón, por su implicación en los hechos que se están juzgando en Palma de Mallorca.

La llamada se produjo hace unos meses, antes de que, en diciembre, tomara posesión como presidente del CGPJ Carlos Lesmes y se eligieran a los nuevos magistrados que componen el órgano de gobierno de los jueces españoles, según ha podido saber El Confidencial Digital.

Antes de ese cambio, en junio, el sindicato Manos Limpias, que ejerce la acusación popular en el caso Nóos, pidió al juez José Castro que abriera una pieza separada para esclarecer la participación del actual ministro de Justicia, Alberto Ruíz Gallardón, en un contrato que otorgó como alcalde de Madrid al Instituto que presidía Iñaki Urdangarín.

Se trata de un convenio por el que la Fundación Madrid 2016, dependiente del Ayuntamiento, gobernado en ese momento por Gallardón, abonó 140.000 euros de forma presuntamente irregular a la Fundación Deporte, Cultura e Integración Social (FDCIS), considerada la sucesora del Instituto Nóos. El motivo era trabajar a favor de la candidatura de Madrid para los Juegos Olímpicos de ese año.

Pregunta a la fiscalía

A raíz de la petición del sindicato, el juez preguntó a la fiscalía su opinión sobre si debía o no llamar a declarar a Gallardón para esclarecer estos hechos y si eran constitutivos de delito.

“El fiscal Horrach recibió una llamada que le transmitía el mensaje de algunos vocales progresistas del CGPJ en el que le prometían su apoyo desde Madrid si decidía pedir la imputación de Gallardón”, aseguran fuentes conocedoras de la situación.

Pese a ese apoyo, el fiscal Horrach contestó negativamente a la petición de imputación del actual ministro. El juez José Castro dictó un auto en septiembre negándose a que declarara y a abrir una pieza separada por este caso, alegando que no había ninguna prueba que lo implicara.

Posteriormente, en enero de este año, el abogado de Diego Torres, socio de Iñaki Urdangarín y también imputado en el caso, volvió a pedir la declaración de Gallardón por este tema aportando fotos y correos que supuestamente le implicaban.

Otra vez no

El fiscal Horrach volvió a contestar negativamente a esa petición y el magistrado Castro dictó el 20 de febrero un auto oponiéndose a la petición de Torres. La decisión del juez fue definitivamente confirmada por la Audiencia de Palma en abril.

La extraña llamada recibida por el fiscal Horrach sólo se puede enmarcar dentro de las furibundas críticas que está recibiendo el ministro de Justicia por su labor al frente del ministerio. La propia reforma del CGPJ, la ley de tasas, la eliminación de los jueces decano... “Ha puesto la justicia patas arriba y está muy quemado. Tiene el apoyo de muy poca gente dentro del mundo de la judicatura”, aseguran fuentes del sector.

 
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?