Seguridad

3.000 nuevas plazas de policías locales para tapar el ‘agujero’ de las jubilaciones anticipadas

Los ayuntamientos han previsto cubrir en 2019 la mitad de las vacantes que han dejado los agentes retirados a los 59 años. Inquietud por el riesgo de inseguridad en las calles

Policías municipales de Madrid.
photo_cameraPolicías municipales de Madrid.

Según ha podido saber Confidencial Digital por fuentes conocedoras del proceso, los ayuntamientos de las principales capitales de provincia están ultimando la convocatoria de nuevas plazas de policías locales para suplir las bajas que se van a comenzar a producir de forma masiva en los próximos meses.

En concreto, han previsto cubrir en 2019 la mitad de las vacantes que van a dejar los agentes que se retirarán antes de los 59 años, después de varios ejercicios congeladas por la crisis.

La convocatoria provocará además una renovación generacional y una mayor operatividad. Las primeras estimaciones calculan este año unas 3.000 nuevas plazas de policías locales en el conjunto del país.

En algunos casos, los agentes más mayores, cercanos a la jubilación, ya no patrullan por las calles sino que están dedicados a otras funciones, como vigilancias estáticas y a trabajos en oficina.

Aun así, los ayuntamientos saben que este efecto no es inmediato. Por este motivo, han decidido mover ficha porque admiten lo urgente de afrontar soluciones.

Hay que tener en cuenta que, desde que se convoca la plaza hasta que el agente se incorpora, transcurre más de un año y medio. Primero viene la convocatoria, luego los diferentes exámenes y, una vez aprobadas las plazas, los candidatos a funcionarios de la Policía Local deben pasar hasta nueve meses de formación en la Academia.

Inquietud por la inseguridad en las calles

Según las fuentes consultadas por ECD, el Gobierno ha trasladado también un mensaje de prudencia a los agentes a la hora de solicitar estas jubilaciones de forma inmediata y masiva.

Les ha transmitido que existe el riesgo de que las plantillas se vean excesivamente mermadas a lo largo de este año, en caso de que no se llegue a tiempo para que ese personal pueda ser reemplazado en número suficiente.

Los policías municipales coinciden con el Ejecutivo en que, con la jubilación inminente de un gran número de efectivos o, en otros casos, su paso a una segunda actividad ajena al servicio y vigilancia de las calles, algunas capitales de provincia quedarán sin apenas plantilla.

En un momento en el que el país se encuentra en nivel 4 de alerta terrorista por la amenaza yihadista, la Policía Municipal de Madrid por ejemplo perderá de golpe 1.500 integrantes.

En la capital de España, el 40% del cuerpo de la Policía Municipal no será operativo en cinco años si no se produce esa renovación. Esto pondría en graves dificultades poder llevar a cabo tanto los servicios ordinarios, como los extraordinarios, derivados de la alerta yihadista.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?