Seguridad

Un día después de la investidura de Puigdemont

El Gobierno envía 300 antidisturbios a Cataluña

El despliegue lo forman seis grupos operativos procedentes de toda España. Se unirán a los 200 agentes de la unidad de Barcelona y permanecerán en la región hasta finales de enero

Policías antidisturbios.
photo_cameraPolicías antidisturbios.

El Gobierno ha reaccionado ya a la situación de inestabilidad política en Cataluña. La Dirección General de Policía ha iniciado el envío de 300 antidisturbios a la región, que se unirán a los 200 agentes de la UIP de Barcelona formando un dispositivo que se mantendrá, por lo menos, hasta la última semana de enero.

Según explican a El Confidencial Digital mandos policiales bien situados en el Cuerpo Nacional, el despliegue se planificó a finales de la semana pasada, en previsión de un más que probable clima de crispación política, pasara lo que pasara el domingo: “Hubiera o no nuevo presidente de la Generalitat, el riesgo de altercados era muy alto”.

Así las cosas, los primeros 50 agentes antidisturbios, procedentes de la unidad de Madrid, llegaron a Barcelona el pasado jueves, día 7. No obstante, el resto de policías que forman parte de este despliegue se incorporarán en las próximas horas, durante el lunes y el martes, para garantizar la seguridad en las calles.

En concreto, durante la jornada del lunes llegarán a la región grupos operativos procedentes de Valladolid y de la Unidad Central. El martes se unirán al despliegue agentes antidisturbios procedentes de Granada, Valencia y La Coruña.

En total, 300 policías de las UIP de toda España que se unirán a los 200 compañeros de la unidad de Barcelona.

Objetivo: evitar ataques a instituciones del Estado

El despliegue organizado por la Policía Nacional es el mismo, en cuanto a número de efectivos, que se realizó de cara a las elecciones autonómicas del pasado 27 de septiembre. Y, como entonces, las órdenes a los agentes han sido las mismas.

En concreto, los agentes antidisturbios tendrán como objetivo prioritario evitar ataques a edificios públicos y sedes de partidos políticos. Protección especial tendrán aquellos inmuebles pertenecientes a instituciones del Estado.

Además, también habrá más vigilancia exterior en las comisarías que tiene la Policía en Cataluña. Las fuentes consultadas recuerdan que, en otras ocasiones, colectivos radicales e independentistas ya han realizado ataques contra los complejos policiales y, por ese motivo, se extremará la seguridad en los próximos días.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?