Seguridad

Reacción a los incidentes de este verano

Sanciones de 1.000 euros por grabarse con el móvil en los encierros de los pueblos

La Guardia Civil ordena a las Comandancias perseguir a los corredores que se hagan ‘selfies’ en las fiestas taurinas y a los aficionados que filmen en el recorrido

Encierro de San Fermín en Pamplona.
photo_cameraEncierro de San Fermín en Pamplona.

Cada vez más participantes en los encierros de toros que se han celebrado este verano en numerosos  pueblos de toda España utilizaban ‘cámaras de acción’ e incluso móviles para captar imágenes del festejo. Esto ha provocado varios incidentes mortales. La Guardia Civil ha recibido orden de estar especialmente vigilante e imponer multas.

La grabación de los encierros ha sido una práctica habitual con toma de imágenes del recorrido desde detrás de las barreras. El problema ha surgido cuando los aficionados han decidido saltar el vallado para fotografiar de cerca a los toros. Fue el caso de un hombre que acabó corneado por uno de los astados en Villaseca de la Sagra (Toledo).

La revolución de las redes sociales anima a corredores no expertos a introducir ‘GoPros’, cámaras fáciles de ocultar en la cabeza o debajo de la ropa, para obtener ‘selfies’ impactantes junto a los toros. 

Según ha sabido El Confidencial Digital, ayuntamientos que tienen programados encierros en los próximos días en diversos puntos de España mostraron su preocupación por el riesgo de que “esta moda se confirmara como un grave problema de seguridad”.

Las autoridades han pedido mayor vigilancia policial y su solicitud ha sido atendida.

Se impondrán sanciones de 1.000 euros

Fuentes de la Guardia Civil, a las que ha tenido acceso ECD, confirman que los corredores que utilicen estos días cámaras para fotografiarse durante los encierros se enfrentan a sanciones de hasta 1.000 euros.

“Mientras un aficionado está apuntando su cámara hacia uno de los animales tiene la atención puesta en su teléfono móvil y le impide percatarse de que tiene otro animal detrás”, alerta un agente que se encargará de la vigilancia de uno de estos festejos la próxima semana.

Se desplegarán dispositivos especiales, en algunos casos en colaboración con la Policía Local de cada municipio, para decomisar cámaras y teléfonos móviles a los participantes de los encierros. Aunque admiten la dificultad de detectar, por ejemplo, el uso de las citadas ‘GoPros’.

Precedentes de multas en San Fermín

El Ayuntamiento de Pamplona ya castiga este tipo de actuaciones. El consistorio navarro constató que esta “moda” comenzó a popularizarse hace tres años en los encierros de San Fermín. Y tomó cartas en el asunto.

Ahora, la multa por fotografiarse en un encierro frente a las astas de un toro oscila entre los 715 y los 1.500 euros. Si además se pone en peligro la seguridad de la carrera, la sanción puede llegar a los 3.000 euros al ser considerada una sanción grave.

Reacción a los incidentes de este verano

Una de las últimas tragedias por el uso del móvil en este tipo de festejos ocurrió la semana pasada en la localidad toledana de Villaseca de la Sagra. Un hombre de 32 falleció por una cornada durante un encierro, al no se percatarse de la presencia del toro mientras estaba grabando el evento.

Testigos presenciales relataron, efectivamente, que la víctima se encontraba filmando “por fuera” de la barrera, mientras el resto de asistentes le advertían de que se metiera para dentro. Hasta que, según estos mismos vecinos, no vio que venía otro toro hacia él y “le pilló de sorpresa”.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?