Seguridad

La banda que asaltó la casa de Morata, sospechosa de haber atacado también la de Benzemá, Jordi Alba, Joaquín...

La Policía Nacional señala a un grupo itinerante, que prepara con mucho cuidado los ataques, integrado por extranjeros y que saca el botín fuera de España

Jordi Alba y Álvaro Morata, víctimas de asaltos a sus casas.
photo_cameraJordi Alba y Álvaro Morata, víctimas de asaltos a sus casas.

El pasado viernes, Álvaro Morata sufrió un asalto en su casa mientras estaba disputando con la Selección Española un partido contra Islas Feroe. Pasó a engrosar la larga lista de futbolistas que han sufrido robos en sus hogares mientras ellos estaban en el terreno de juego. La Policía Nacional señala a una banda extranjera muy bien organizada.

Según mandos policiales consultados por Confidencial Digital, el objetivo de los asaltantes era aprovechar la ausencia del futbolista del Atlético de Madrid para campar a sus anchas en la vivienda del delantero y llevarse un gran botín. No obstante, la presencia en la vivienda de los hijos del jugador y de la asistenta provocó un repentino cambio de planes.

Los dos ladrones, según el testimonio de la empleada del hogar, iban armados, pero en ningún momento emplearon la violencia. De hecho, cuando se acercaban al lugar donde se encontraban los pequeños y les pidieron por favor que no les hicieran ningún daño, “no se entretuvieron en esa habitación, y siguieron robando en otras estancias de la casa”.

El atestado policial lo deja claro: actuaron rápido, con frialdad pese a encontrarse con gente en la casa, y cuando obtienen suficientes objetos de valor se marchan. El botín final incluye relojes de alta gama y joyas.

La Policía lo relaciona con otros asaltos

La forma de actuar de los asaltantes, y también las características de los objetos robados, ha provocado que la Policía Nacional esté investigando si se trata de la misma banda que ya actuó contra las viviendas de otros futbolistas.

Las fuentes consultadas confirman que, en los últimos meses, se han producido robos muy similares en las viviendas de otros jugadores de la Liga española.

Las primeras víctimas fueron los jugadores del Fútbol Club Barcelona Jordi Alba y Kevin-Prince Boateng, que en noviembre y en febrero sufrieron robos en sus viviendas mientras ellos disputaban partidos con su club. También en febrero, Karim Benzema fue informado de un asalto en su casa mientras él disputaba el partido de vuelta de semifinales de la Copa del Rey contra el Barça.

Según las fuentes policiales consultadas, esta banda aprovecha grandes partidos para asaltar las viviendas de los futbolistas. Además de actuar en el Clásico, también actuaron en un Betis-Sevilla en abril. En este caso, los objetivos fueron los hogares de Joaquín Sánchez y William Carvalho.

También durante el derbi entre el Valencia y el Villarreal fueron asaltadas las casas de Garay, Gabriel Paulista y Geoffrey Kondogbia.

Desde la Policía Nacional recuerdan que el verano pasado ya fueron detenidas dos bandas que habían perpetrado robos muy similares en las casas de Luis Suárez y Gerard Piqué. Ahora, añaden, “se trata de un grupo de delincuentes que actúan exactamente igual”.

Preparan al milímetro sus asaltos

Los mandos policiales contactados por ECD explican que los investigadores apuntan a una banda formada por cinco o seis personas, en la que “unos llevan a cabo la planificación del asalto y otros lo ejecutan”.

Se trata de un grupo “muy bien organizado”, que hace un exhaustivo trabajo previo al asalto: se informan de las rutinas de sus víctimas, de los posibles accesos de la casa, y cuándo tienen partido los futbolistas. En el caso del asalto a la vivienda de Morata, “es posible que conocieran que había gente dentro, ya que iban armados para asegurarse la acción”.

Al actuar en residencias con importantes sistemas de seguridad, siempre van encapuchados, para evitar las cámaras.

Además, usan el “método escalo” para acceder a las viviendas: “Entran por lugares poco habituales, y también poco accesibles, lo que demuestra que conocen la estructura de la casa”. De hecho, “no se descarta que, además de la labor de vigilancia exterior, también se estudien fotos domésticas difundidas a través de las redes sociales de las víctimas”.

Por último, la Policía sospecha que los asaltantes sitúan un colaborador en el exterior, con un vehículo, para facilitar la huida. La labor policial estos días se está centrando en la revisión de todas las cámaras de la urbanización y de las carreteras más próximas.

Extranjeros que venden el botín fuera

Los integrantes de las bandas que robaron en las casas de Suárez y Piqué eran de nacionalidad albanesa y georgiana, y la Policía apunta que los autores de los asaltos a las viviendas de Morata, Joaquín y Jordi Alba también proceden de Europa del Este.

Después de rastrear los movimientos de varios delincuentes “fichados” en el mercado negro español, la Policía ha concluido que los bienes robados no se están vendiendo en España: “Los sacan fuera del país para venderlo en todo el continente, probablemente en sus lugares de origen o donde tienen negocios las mafias para las que trabajan”.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?