Seguridad

“En otras ocasiones se han requisado banderas de España”

Quiénes, dónde y por qué decidieron prohibir las camisetas amarillas en la final de Copa

La orden a los policías se pactó en la reunión de la Comisión Antiviolencia del miércoles. F.C. Barcelona y Sevilla estuvieron de acuerdo

Camisetas amarillas requisadas por la Policía Nacional.
photo_cameraCamisetas amarillas requisadas por la Policía Nacional.

Fue una de las imágenes de la final de Copa, y se produjo fuera del Wanda Metropolitano. Los registros de la Policía a los aficionados para que nadie entrara con camisetas amarillas a favor de los llamados “presos políticos” han provocado más polémica que el pitido al himno. Desde el Cuerpo Nacional explican el por qué de esta decisión, y quiénes acordaron actuar de esa manera.

Según explican a El Confidencial Digital altos mandos policiales, el pasado sábado se requisaron camisetas amarillas, y también esteladas y pancartas independentistas, en aplicación a la Ley del Deporte, que en su artículo 2 define como “acto o conducta violenta o que incita a la violencia en el deporte” a:

--“La exhibición en los recintos deportivos, en sus aledaños o en los medios de transporte organizados para acudir a los mismos de pancartas, símbolos, emblemas o leyendas que, por su contenido o por las circunstancias en las que se exhiban o utilicen de alguna forma inciten, fomenten o ayuden a la realización de comportamientos violentos o terroristas, o constituyan un acto de manifiesto desprecio a las personas participantes en el espectáculo deportivo”.

Esta interpretación del texto legislativo, añaden las fuentes consultadas, se ha dado “en muchos otros partidos de fútbol”, llegando a ser requisadas, por ejemplo, “banderas de España en Cataluña o camisetas del Real Madrid en Barcelona”, sin que ello haya provocado la polémica surgida ahora.

El Barça y el Sevilla estuvieron de acuerdo

Desde la Policía Nacional explican que el protocolo de actuación se acordó en la reunión de la Comisión Antiviolencia celebrada el pasado miércoles. En paralelo, se celebró una Reunión de Coordinación de Seguridad, presidida por la Delegada del Gobierno, Concepción Dancausa.

En esta última, estuvieron presentes el comisario general de Seguridad Ciudadana, el delegado de Seguridad del Ayuntamiento de Madrid, el coordinador de partidos de la Federación Española de Fútbol, representantes de seguridad de Casa Real, el coordinador de Seguridad designado para este partido, la Jefatura Superior de Policía, la Guardia Civil, representantes de los clubes finalistas, la Policía Municipal, el SAMUR, los Bomberos, Cruz Roja, Renfe, Metro de Madrid, y la EMT.

Todos los asistentes, incluidos los representantes del Fútbol Club Barcelona y del Sevilla, estuvieron de acuerdo en adoptar todas las medidas de seguridad que se llevaron a cabo, finalmente, el pasado sábado. En ese sentido, añaden las fuentes consultadas, “no hubo ningún tipo de discrepancia de fondo”.

El Cuerpo Nacional recuerda, en este sentido, que, a pesar de que es la Delegación del Gobierno la que transmite las instrucciones, “éstas se adoptan de forma consensuada, al igual que las cifras del despliegue”. Por tanto, concluyen, “nadie” el pasado sábado, “ni los policías ni los clubes finalistas”, tenían dudas de cómo iba a desarrollarse el despliegue.


Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo