Seguridad

Los Mossos restringen el uso de las redes sociales a los agentes

Una orden interna prohíbe identificarse como miembro de la policía catalana para difundir imágenes e información que puedan afectar a la reputación del cuerpo

Agentes de los Mossos d'Esquadra.
photo_cameraAgentes de los Mossos d'Esquadra.

La Dirección General de Policía de Cataluña y el Departamento de Interior de la Generalitat avanzan hacia la aprobación de una nueva instrucción u orden interna para regular “la imagen corporativa del cuerpo de Mossos d’Esquadra”.

Algunos de los puntos más polémicos de esta normativa es, por ejemplo, el que hace referencia a los tatuajes que pueden lucir en la piel los agentes del cuerpo de seguridad catalán; un tema que lleva meses en un tira y afloja con los sindicatos de agentes.

Confidencial Digital ha tenido acceso al borrador de esta instrucción que regula aspectos que van desde la forma de saludar a los ciudadanos y la lengua en la que dirigirse a ellos hasta el uso de la gorra, el maquillaje, las mechas en el pelo, e incluso normas de conducta como no mascar chicle y no meterse las manos en los bolsillos durante el servicio.

Comentarios sobre actuaciones policiales

Una de las novedades que plantea esta instrucción interna para los Mossos d’Esquadra, cuya aprobación está prevista para este 2019, es que se incorpora el uso de las redes sociales como punto contemplado y regulado por la Dirección General de Policía dentro de la normativa sobre “imagen corporativa”.

Hay que tener en cuenta que esta orden interna sustituirá, cuando se apruebe, a la que llevaba en vigor desde diciembre de 1997: por tanto, no recogía en ningún caso asuntos como la incidencia de las redes sociales, el teléfono móvil o el uso del WhatsApp en la actividad cotidiana de los agentes.

Ya desde la introducción de la norma que prepara el Govern se establece que “se han de evitar las opiniones o comentarios de funcionarios del cuerpo de Mossos d’Esquadra sobre las actuaciones policiales en las que hayan intervenido profesionalmente o por razón de su cargo, recordando la obligación de guardar secreto respecto a todas las informaciones que conozca por razón o en ocasión del cumplimiento de sus funciones”.

No identificarse como mossos

Dentro de las “normas de conducta durante el servicio” se concreta más la regulación sobre las redes sociales. La Dirección General de Policía trata de inculcar la idea de que “los miembros de la Policía de la Generalitat-Mossos d’Esquadra han de ser conscientes en todo momento de su condición profesional y de la repercusión pública de sus actos”.

De ahí que establezca que los mossos “han de tener en consideración que no podrán identificarse como miembros de la Policía de la Generalitat-Mossos d’Esquadra para difundir imágenes o comentarios en las redes sociales que puedan afectar a la imagen del cuerpo o que vayan contra de sus principios de actuación o del código de ética de la Policía de Cataluña”.

La instrucción que se aprobará próximamente -ahora los sindicatos de agentes tienen un plazo para hacer alegaciones- también contempla por primera vez el uso de WhatsApp. Y lo hace para establecer que “no se podrá transmitir información o imágenes relacionadas con actuaciones o servicios policiales a través de mensajería instantánea, a excepción de situaciones de urgencia y previa autorización del mando correspondiente”.

Hay que recordar, por ejemplo, que por WhatsApp se filtró la fotografía de Younes Abouyaaqoub, el autor material del atentado de La Rambla, muerto a tiros por los Mossos en Subirats (Barcelona) después de días de fuga.

Para los que apoyan el periodismo de exclusivas

Confidencial Digital publica noticias exclusivas, que solamente se leen en estas páginas. Y ha creado una comunidad de amigos, Somos ECD, a quienes además se ofrece otras informaciones más, para que sean lectores mejor informados aún, junto con varios servicios y ventajas. Súmate a este proyecto periodístico incorporándote a Somos ECD.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?