Te lo aclaro

¿Los robots nos van a dejar en el paro?

Robot de apariencia humana.
photo_cameraRobot de apariencia humana.

El 14% de los actuales empleos podrían desaparecer a manos de los robots en los próximos 15 a 20 años. La automatización de parte de las tareas transformará otro 32%. Son los datos que ha hecho público la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) en un estudio de principios del año 2019.

España es, precisamente, uno de los países más vulnerables a una cada vez mayor automatización de los puestos de trabajo, con un 21,7%, según establece el propio estudio. Le siguen Grecia, Eslovenia y Eslovaquia. Por contra, Finlandia, Suecia y Estados Unidos son los países donde el peligro es menor.

El BBVA publicó un estudio el año pasado en el que concluyó que el 36% de los empleos corren el riesgo de ser reemplazados por robots. La OCDE subraya en su estudio que los datos relativos a la automatización del trabajo no implica necesariamente una desaparición de puestos laborales, y que éstos son muy inferiores a los cálculos más alarmistas.

Una etapa transitoria 

No obstante, la tecnología ha supuesto continuamente un cambio en la oferta laboral. Según Bernardo Villazán, director del Máster en Industria Conectada de la Universidad Pontificia de Comillas ICAI, “en todas las revoluciones industriales anteriores, la tecnología supuso la sustitución de empleos”. Así, las máquinas de vapor sustituyeron a los empleados encargados de trabajos más peligrosos. Por entonces, apunta Villazán, ya se presentaba la tecnología como una amenaza. “Los relatos de ciencia ficción de la época lo definían como algo extremista”, comenta.

La irrupción de los autómatas afectan hoy a más aspectos de la vida cotidiana, fuera del ámbito del trabajo. “Ya vivimos en un mundo de robots”, puntualiza el catedrático. Los electrodomésticos, los coches, cada vez más eléctricos y autómatas, son buena prueba de ello. “Antes, un reloj despertador era un objeto de regalo”, recuerda Villazán, “hoy tenemos en el móvil todos los despertadores que queramos”.

Según Villazán, la actualidad vive un “transitorio”, que se debe superar. Sin embargo, el catedrático avisa que la transacción “está siendo muy dura, y va a seguir así”, por lo que es importante “entenderla” para descubrir sus oportunidades, una vez que la etapa transitoria se supere.

Los robots crean nuevos empleos

La OCDE detalla en su estudio que, al mismo tiempo que se destruirán puestos de trabajo asumidos por robots, se crearán otros nuevos, que exigirán un alto nivel de cualificación. Asimismo, un informe de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC), en colaboración con el sindicato UGT y Randstad, concluye que “un número importante de trabajadores necesitará un significativo proceso de recualificación profesional para preservar su empleabilidad”.

El catedrático de la Universidad Pontificia de Comillas coincide con esta conclusión: “Después de la transacción, va a aumentar el trabajo, no a disminuir”, adelanta. Por eso, el estudio de la OCDE concluye que se debe apoyar a los trabajadores en esta transición hacia los nuevos empleos. Así, según el catedrático de la Universidad Pontificia de Comillas, la irrupción de las máquinas creó nuevos perfiles profesionales centrados en su mantenimiento.

Las personas, en el centro 

En su estudio, la OCDE apunta a la necesidad de establecer medidas políticas para proteger a los trabajadores más vulnerables. Sin embargo, la respuesta a una cada vez mayor automatización del trabajo, según Villazán, es aprovechar la coyuntura para “colocar a la persona en el centro”. Aunque el catedrático no duda de la pérdida de empleos a corto plazo, apuesta por el papel de la sociedad para preparar la siguiente fase.

Según Villazán, esta nueva fase servirá para dar una mayor oportunidad a las ciencias sociales, donde el impacto de la tecnología será menor. Serán estas, según el catedrático, las responsables de juzgar los efectos del avance tecnológico - “una Cuarta Revolución Industrial” - y “traducir” los datos técnicos que ayude a formar una opinión. “Cada vez más, necesitamos las ciencias sociales para preparar a la sociedad para la construcción del futuro”, puntualiza.

Para los que apoyan el periodismo de exclusivas

Confidencial Digital publica noticias exclusivas, que solamente se leen en estas páginas. Y ha creado una comunidad de amigos, Somos ECD, a quienes además se ofrece otras informaciones más, para que sean lectores mejor informados aún, junto con varios servicios y ventajas. Súmate a este proyecto periodístico incorporándote a Somos ECD.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?