Vatihorímetros.
photo_camera Vatihorímetros.

Tendencias

¿Cómo elegir la tarifa de luz y la compañía eléctrica perfecta?

Te contamos las claves para elegir de la mejor manera y ahorrar más

Elegir el contrato de la tarifa eléctrica y la compañía de luz no son tareas sencillas. Hay exceso de oferta por lo que los usuarios se pierden ante tanta información y publicidad y que, además, no siempre es todo lo clara que debiera ser. Sin embargo, siguiendo algunos sencillos consejos sobre cómo elegir la tarifa de la luz y la compañía eléctrica será más fácil tomar una decisión acertada y ahorrar cientos de euros al año.

La vida, tal y como se conoce hoy día, no se entiende sin el suministro eléctrico. Todos los adelantos tecnológicos pasan por tener corriente eléctrica para que sean útiles, ya sea en el hogar, en los centros de trabajo o en las zonas urbanas. A la sombra de esta necesidad, han surgido numerosas compañías eléctricas desde que se liberase el monopolio de esta industria. Ahora, lo realmente difícil para los consumidores es tomar una decisión acertada sobre cuál contratar. En este artículo se van a ofrecer algunas claves sobre cómo elegir la tarifa de la luz y la compañía eléctrica perfecta para ahorrar dinero sin que se sufran deficiencias en el suministro.

Que ofrezcan tarifas a precio de coste

Cualquier cliente que busca contratar un servicio de luz eléctrica quiere conseguir este suministro al menor precio posible, por lo que uno de los factores determinantes para decidirse por una compañía u otra será el precio de las tarifas que ofertan. En este sentido, lo que hay que buscar son empresas proveedoras que ofrecen electricidad a precio de coste.

El vídeo del día

Llegada de Sánchez a Dakar (Senegal)

Por ejemplo, en Gana-Energía se pueden encontrar unas tarifas de luz económicas a precio de coste muy interesantes. Esto quiere decir que a sus clientes le costará lo mismo que a esta eléctrica valenciana adquirirla en la subasta eléctrica, más un suplemento de únicamente 15 céntimos al día.

Este tipo de tarifas a precio de coste las grandes compañías no las suelen ofrecer por el bajo margen que implica, aunque para el cliente está comprobado que a largo plazo son siempre la mejor opción. Sin duda, son una gran oportunidad.

Que no tengan permanencia

Uno de los mayores temores a la hora de firmar cualquier contrato con una compañía de servicios de cualquier tipo es la permanencia que se exige al cliente. Esta cláusula obliga a permanecer un tiempo determinado con dicha empresa, hasta que finalice el contrato, bajo amenaza de sufrir penalizaciones.

Sin lugar a duda, se trata de una trampa en muchos casos, pues si la compañía no cumple con los pactado o el cliente no está conforme con el servicio deberá permanecer con ella o hacer un desembolso económico totalmente injusto para liberarse del contrato.

Las compañías que no exigen permanencia, sin embargo, se preocupan de sus clientes y de la calidad del servicio que ofrecen para retenerlos en base a su buen hacer y no a estas artimañas. Son empresas que día a día están al lado del usuario para resolver cualquier tipo de incidencia que pudiera surgir y no solo a la hora de captarlos. 

Que utilicen energías 100% renovables

La crisis medioambiental que vive el planeta Tierra obliga a ser exigentes en este sentido. Si los consumidores no ejercen la presión suficiente, las grandes compañías seguirán utilizado los métodos tradicionales, y poco limpios, para conseguir la energía que utilizan en sus procesos productivos.

Sin embargo, apostar solo por la contratación de los servicios a empresas que ofrezcan energía 100% renovable es el camino para construir un mundo un poco mejor. Con esto en cuenta se logrará minimizar la huella ecológica que el ritmo de vida occidental está dejando y que tiene consecuencias devastadoras para la flora y fauna de todo el planeta, así como para los propios humanos.

Si los consumidores contratan a las compañías en base a este principio, pronto todas empezarán a suministrar solo energía renovable para atraer clientes.

Que tengan un equipo de atención al cliente propio

Una empresa de suministros debe contar con un equipo propio de atención al cliente al servicio de los consumidores que lo necesiten. Sin embargo, este equipo deben ser profesionales del campo que les ocupa, en este caso, deben ser asesores energéticos para poder aconsejar a los usuarios sobre cuál tarifa conviene más, según sus necesidades, si debe modificar su potencia para ahorrar, etc.

Esta cualificación se considera vital para recibir un asesoramiento de calidad y poder depositar la confianza en la persona que atiende las consultas y, por ende, en toda la compañía suministradora.

Que tengan zona de cliente

El área de clientes es un espacio único centralizado para cada cliente, desde el cual él mismo puede gestionar su cuenta, solicitar asistencia, ver todas sus facturas y descargarlas en caso de necesitarlo, informarse de nuevas ofertas... Así mismo, el usuario puede gestionar sus datos y productos, realizar cambios en las tarifas contratadas, enviar solicitudes y consultas a los diferentes departamentos, ya sea de soporte técnico, facturación…

Esta área de cliente es muy ventajosa, ya que permite a los consumidores hacer sus propias consultas de forma autónoma y mantenerse informado de todo lo relacionado con su cuenta. A ella se deberá acceder de forma sencilla mediante la fórmula de usuario y contraseña, de manera que solo el propio cliente pueda tener acceso a esta información, donde se localizan, entre otros, sus datos personales.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes