Bingo Olé
photo_cameraBingo Olé

Tendencias

Historias curiosas sobre el bingo en Bingo Olé

Historias curiosas sobre el bingo

Que el azar es caprichoso es un dicho tópico, pero, a menudo conocemos historias que nos ratifican que, más allá del tópico hay una gran verdad.

Y leer este tipo de historias siempre nos arranca una sonrisa, también, nos muestran que también puede pasarnos a nosotros. También la diosa Fortuna puede sonreírnos un día y convertirnos en protagonistas de estas historias.

Historias curiosas sobre el bingo

Si nos gusta leer este tipo de historias, ya sea por pasar un rato leyendo, o también para convencernos de que, un día, esto puede pasarnos a nosotros, Bingo Olé es una página de referencia.

En ella encontramos muchísimas anécdotas, de las que hoy tan sólo vamos a descubrir unas cuantas, para despertar la curiosidad de los lectores de este artículo. Para leer más es tan fácil como acercarse a este rincón de la web y encontrar muchísimas más historias.

Un buen regalo de jubilación

Una de las historias más bonitas de la web es la de un patrón de barco de pescadores gaditano que, tras una vida dedicada al mar, se iba a jubilar. Decidió celebrar su jubilación con sus compañeros de trabajo en una de las salas de bingo más emblemáticas de la provincia. Una gran sala en donde los premios eran muy importantes.

Y, si, tras un largo rato jugando sin que la fortuna no les sonriera, por fin llegó el momento del premio, con una cifra muy importante que se repartieron entre todos, con una parte más grande para el nuevo jubilado. Un buen regalo de jubilación, desde luego.

Son muchas las historias muy similares a esta que hemos vivido o nos han contado. Cómo un grupo de amigos se reúne para una celebración y deciden ir al bingo como colofón a una divertida noche y todo acaba con un premio importante.

La primera vez que pisaba un bingo…

Esta historia, también es realmente extraordinaria. Se trata de una pequeña empresaria granadina que tenía un pequeño taller de costura, que también servía como punto de reunión de amigas para realizar talleres y pasar un rato.

A base de oir comentarios de sus amigas sobre el bingo, un buen día esta mujer decidió acompañar a sus amigas al bingo. ¿Adivinan que pasó? Sí, la primera vez que esta buena mujer pisaba un bingo en su vida salió de la sala con un premio de 3.000 euros. Sí, será la suerte de principiante, pero desde luego, ahí está el premio…

Bingos para reunir fondos

Hay historias muy simpáticas de grupos de amigos que, viendo que son una buena cantidad de personas, deciden ir a jugar al bingo, dado que con tanta gente hay muchas posibilidades de que toque, como esa historia de un grupo de estudiantes que iban a empezar la universidad y ello les iba a separar.

A base de ir en varias ocasiones al bingo consiguieron reunir una gran cantidad de dinero que les permitió hacer un viaje todos juntos como despedida de los años en los que habían convivido juntos.

También el bingo ha permitido a otras personas poder llevar a cabo proyectos que les ilusionaban, pero para los que no tenían fondos para emprenderlos. Desde a ideas de empresas a viajes (como hemos visto) o emprender aventuras. Son muchas las historias que se cuentan en Bingo Olé, y realmente puede pasarse un rato divertido leyéndolas.

Una manera de divertirse con amigos

Muchas personas quedan con amigos de tanto en cuanto para ir a jugar al bingo, sin que ello sea una costumbre permanente, sino una manera muy divertida de pasar el rato. Pero, puede suceder que una de las personas tenga que irse por una urgencia, como un caso de un veterinario que se relata en Bingo Olé.

Mientras estaba jugando en una sala con unos amigos, recibió un mensaje de alerta y tuvo que irse para atender una urgencia. Y cuando acabó de tratar a ese animal enfermo, recibió otro mensaje, esta vez de sus amigos que habían acabado en el bingo con dos premios, precisamente de los cartones que había dejado en la mesa al salir precipitadamente…

Historias divertidas y bonitas que cuentan cómo la fortuna ha sonreído a muchas personas y que nos permiten pensar que podemos ser también el siguiente afortunado y protagonizar estos relatos. Lo divertido de leerlos e imaginar que podemos ser protagonistas de estos relatos y sentir la emoción de ganar un premio muy importante, también puede ser algo divertido y emocionante.

Todas las historias que hemos explicado y muchísimas más, para ver que la suerte está en todos los lados. Al fin y al cabo, en un bingo siempre sale un ganador de los diferentes premios por líneas o por bingos, así qué, ¿por qué no puedes ser tú uno de los siguientes afortunados con un premio grande en un bingo?

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?