Ultima_hora

Ana María Aldón se defiende de las acusaciones de que provocó su 'crisis' con Ortega Cano para promocionar su gazpacho

MADRID, 7 (CHANCE)

Después de varios días en Barcelona, donde ha presentado la marca de gazpacho de la que es imagen, pero donde también ha tenido tiempo de hacer turismo, dar largos paseos y fotografiarse con fans, Ana María Aldón ha regresado a Madrid para reencontrarse con José Ortega Cano.

Fue justo después de que el torero entrase telefónicamente en 'Viva la vida' para defender a su mujer y posicionarse públicamente a su lado - además de 'justificar' las polémicas declaraciones que la andaluza ha hecho en los últimos tiempos porque "ha dejado de tomar la medicación", algo que ha sentado fatal a Ana María - cuando la colaboradora puso rumbo a la ciudad Condal, poniendo tierra de por medio mientras su matrimonio vuelve a estar en boca de todo el mundo.

Por tanto, no ha visto a Ortega Cano desde que el pasado lunes se sometió a un injerto de cejas, por el que su rostro - y especialmente sus ojos - están hinchados y completamente amoratados. Una imagen que, Ana María reconoce, también le impactó a ella: "Uy, a mí también me impresionó, todavía no puedo ni verlo".

Reconociendo que tiene "muchas muchas" ganas de reencontrarse con su mairdo y su hijo, la gaditana afirma que le parece "fantástico" que el maestro haya decidido someterse a un retoque estético y nos ha contado que "claro" que ha hablado con él en los últimos días y sabe que se encuentra bien a pesar de su llamativo aspecto.

Desterrando los rumores de crisis al afirmar muy seria que hacen vida de matrimonio - "estoy muy cansada" ha dicho - Ana María se ha mostrado muy molesta ante las informaciones que apuntan que ella ha sido quien ha generado esta situación por sus polémicas declaraciones en las últimas semanas: "¿Yo he generado el qué?" ha exclamado, asegurando con ironía que ella "entiende a todo el mundo".

Eso sí, no ha dudado en defenderse de quienes la acusan de haber provocado este tsunami sobre su matrimonio para promocionar su gazpacho y, cortante, ha dejado claro que "no estoy en la cabeza de la gente. Estoy en mi vida y con mis cosas. Cada uno es libre de opinar. Si no te importa me dejas pasa que tengo ganas de llegar".

"Mira que estaba yo tranquila en Barcelona", se ha lamentado Ana María - en referencia a que allí la prensa no la ha 'molestado' con preguntas sobre su vida - afirmando que será en su programa donde responda a las últimas polémicas.

Pero, antes de poner rumbo a su domicilio y reencontrarse con Ortega Cano, la andaluza sí ha querido dejar claro que está "todo bien con Gloria Camila y con todos" aunque ese "todos" no incluye a Conchi Ortega Cano: "Ahí no te puedo decir. Qué le vamos a hacer". ¡Dale al play y no te pierdas sus declaraciones!

 

¿Qué derechos reconoce el anteproyecto de la Ley Trans?

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable