Ultima_hora

El hombre que dijo ser "hijo de Estado Islámico" rechaza un acuerdo con Fiscalía y se ampara en la libertad de expresión

MADRID, 21 (EUROPA PRESS)

Nouredin Belaali, el hombre que se definió en sus redes sociales como "hijo del Estado Islámico", ha rechazado este lunes alcanzar un acuerdo con el Ministerio Fiscal al tiempo que se ha amparado en la libertad de expresión para justificar las publicaciones relacionadas con DAESH que compartió en sus perfiles.

Belaali está acusado por la Fiscalía de un delito de autoadoctrinamiento terrorista, por el que pide que sea condenado a 5 años de cárcel, o, con carácter alternativo y subsidiario, de delito de enaltecimiento del terrorismo, por el que reclama una pena de tres años de prisión.

El abogado de oficio que ejercía su defensa ha explicado al inicio de la sesión que, antes de la vista oral, la familia de Belaali le ha explicado que descartaba alcanzar una conformidad. "No quiere abogado, no quiere acuerdo ni quiere nada. Igual no ha entendido", ha señalado el letrado. "Ha entendido perfectamente", ha asegurado el presidente del tribunal, Alfonso Guevara.

El propio Belaali ha aclarado a renglón seguido este extremo. "Yo no quiero. Antes tenía abogado de oficio y cuando vino mi familia para verme mi hermano me dijo que él tenía un abogado. No voy a hacer ningún acuerdo", ha anunciado, recibiendo el reproche del propio Guevara, que le ha emplazado a aclarar su postura. "Ahora no es tiempo de abogados. Es tiempo de decir sí o no" al acuerdo.

Tras descartar el mismo, Belaali se ha referido a la Carta Magna para justificar las publicaciones de las que se le acusa. El hombre fue detenido el 3 de junio de 2020 después de que la Policía alertara de que tenía varios perfiles en redes sociales que presentaban "marcadores similares a los de los miembros del DAESH que ejercen como células individuales de captación, adoctrinamiento y difusión, eventualmente transformables en células operativas, de acuerdo con el sistema implantado y desarrollado por esta organización terrorista".

EN DEFENSA DE LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN

"En la Constitución española está la libertad de expresión y yo soy musulmán como el que está representado por la democracia, pues yo soy musulmán. Me siento identificado por el Estado Islámico. Eso es libertad de expresión", ha sostenido, reconociendo ser el titular de los perfiles en los que se compartieron contenidos relacionados con DAESH.

En cualquier caso, Belaali ha asegurado que si accedía a ese tipo de vídeos y documentos era porque "quería saber si el Estado Islámico era de verdad o no". "Yo no soy terrorista, soy musulmán. Todo está en Internet, todo está publicado, eso se busca y se encuentra", ha añadido.

 

A preguntas del fiscal, el acusado ha incidido en que su principal objetivo era "saber la verdad sobre el Estado Islámico". "Si es el de verdad o no. El estado que construyó nuestro profeta", ha repetido, apuntado además que compartía esos documentos para que "otros musulmanes" supiesen qué ocurría en países como Siria.

Este mismo lunes también ha declarado en sede judicial el autor del atestado en que se encuentran los detalles acerca de los contenidos que compartió. Belaali disponía de "tres perfiles en activo" que se definían como "perfiles en espejo" ya que eran muy similares entre ellos. El acusado disponía de varias cuentas "ante la previsión de que se le pudiese cerrar" por parte de Facebook dada su "afinidad" con organizaciones terroristas.

En los mismos Belaali publicaba contenidos de Al Himma, la editorial más importante del DAESH, en los que se daban detalles de "cómo se tenían que organizar para luchar". La propia editorial, según el investigador, contaba con un apartado para las personas que compartían estos documentos en Internet y a los que llamaban "muyahidines virtuales".

Del análisis de sus dispositivos, además, se pudieron localizar imágenes de ejecuciones así como manuales en los que se daban nociones de cómo preparar coches bombas o cócteles molotov.

LA REANUDACIÓN, EL MIÉRCOLES A LAS 10.00 HORAS

Los investigadores también detectaron mensajes "de tipo antisemita y de difusión del odio contra los países occidentales que luchan en conflictos yihadistas". En este sentido, destacan varios mensajes en los que dice que la pandemia de coronavirus es "un castigo de Dios a los cruzados en respuesta a las invasiones a los pueblos musulmanes". "El número de muertes en España alcanza a Italia. ¡Oh, Dios, auméntalos!", dijo el 24 de marzo de 2020.

La Fiscalía subrayaba que, en los archivos encontrados a Belaali, que ha difundido y almacenado, no solo había material propagandístico de Estado Islámico, destinado a "extender su discurso radical y captar adeptos", o "textos doctrinales y teológicos elaborados por ideólogos de ese movimiento", sino también "imágenes de acciones de combate, ejecuciones y preparación de atentados".

Según se ha anunciado a la conclusión de la primera sesión, el juicio se reanudará el próximo miércoles a partir de las 10.00 horas con el visionado de los vídeos que el Ministerio Público considera más relevantes.

Termina el voto rogado. Ahora será más sencillo votar desde el extranjero a 2 millones de españoles

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?