Ultima_hora

Identificadas 50 personas de un piquete por no dejar pasar camiones en un área de servicio en la A66 en Cáceres

CÁCERES, 18 (EUROPA PRESS)

Medio centenar de personas pertenecientes a un piquete de la huelga de transportes han sido identificadas por la Guardia Civil por "incidentes" provocados este pasado jueves, día 17, en el área de servicio El Caldero, situada en la A-66 en la provincia de Cáceres, al impedir el paso de camioneros que no secundan el paro.

En la actuación de la Guardia Civil no se han producido detenciones, aunque sí dichas identificaciones, y además serán propuestas para sanción aquellas personas que "alteraron el orden público".

Así, la actuación se enmarca dentro de las actuaciones en las que desde el inicio del paro en el transporte por carretera, convocado por una parte de este sector, la Guardia Civil se encuentra desplegada por las vías de comunicación de la provincia para garantizar el normal funcionamiento de los servicios esenciales y el abastecimiento de productos de primera necesidad.

En este marco, este pasado jueves, día 21, se hizo necesaria la intervención de la Usecic de la Comandancia de Cáceres para garantizar que aquellos camioneros que no secundan los paros, y que se encontraban "retenidos" en el área de servicio "El Caldero", de la Autovía A-66, pudieran continuar su viaje, al verse "bloqueados" por un piquete de 80 personas que allí se había congregado, "sin la preceptiva comunicación previa a la autoridad gubernativa".

En este punto los piquetes bloquearon la entrada y salida de vehículos, por lo que tuvieron que ser desalojados de la vía por la Usecic, sin que se produjeran enfrentamientos graves, explica en nota de prensa la Guardia Civil.

Durante la actuación no se produjeron detenciones de personas pero sí fueron identificadas 50 de ellas y serán propuestas para sanción, aquellas que alteraron el orden público, con peligro para personas o bienes, aunque no se descartan investigaciones, o incluso detenciones, de aquellas personas que coaccionen o agredan de cualquier modo con el objetivo de impedir el libre tránsito de mercancías o personas.

En esta línea, la Guardia Civil recuerda que se recomienda que se eviten las reuniones o concentraciones, en lugares de tránsito público, de un gran número de personas, las cuales no hayan sido comunicadas a la autoridad gubernativa; y añade que se puede proceder a la disolución de aquellas en las que se produzcan alteraciones del orden público con peligro para personas o bienes.

En aras de mantener un "equilibrio" entre el derecho a manifestarse y el derecho al trabajo, la Guardia Civil explica también actuará "para evitar que no se coarte el derecho a trabajar por parte de quienes no secundan los paros", así como para "evitar acciones destinadas a impedir que el transporte de mercancías por carretera pueda ofrecer sus servicios a las empresas del sector y al conjunto de la sociedad".

De esta manera, la Guardia Civil se encuentra desplegada las carreteras, además de en centros logísticos y de transporte y áreas de descanso, para "garantizar" el funcionamiento de los servicios esenciales.

 
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?