Ultima_hora

El Parlamento Vasco aprueba los Presupuestos de Euskadi para 2022 con el apoyo de PNV y PSE, y la abstención de EH Bildu

Las cuentas, que ascienden a 13.107 millones de euros, han recibido el voto en contra de E-Podemos, PP+Cs y Grupo Mixto-Vox

VITORIA, 23 (EUROPA PRESS)

El pleno del Parlamento Vasco ha aprobado este jueves los Presupuestos de Euskadi para 2022, unas cuentas que ascienden a 13.107 millones de euros y que han salido adelante con el apoyo del PNV y el PSE--EE, el voto en contra de Elkarrekin Podemos-IU, PP+Cs y Grupo Mixto-Vox, y la abstención de EH Bildu, formación que el pasado 1 de diciembre cerró un acuerdo con el Ejecutivo autonómico en torno a las cuentas de 2022.

De esa forma, los segundos presupuestos de la legislatura han sido aprobados con un mayor respaldo que los de este año, que salieron adelante gracias a la mayoría absoluta que tienen las dos formaciones del Gobierno Vasco (PNV y PSE) en el Parlamento autonómico (con 41 escaños), pero que recibieron el voto en contra de los 34 parlamentarios que suman EH Bildu, Elkarrekin Podemos-IU, PP+Cs y Grupo Mixto-Vox.

En esta ocasión, los presupuestos han sido aprobado con 41 votos a favor (PNV y PSE-EE), 21 abstenciones (EH Bildu) y los once votos en contra --dado que faltaban dos parlamentarios de estas formaciones-- de Elkarrekin Podemos-IU, PP+Cs y Grupo Mixto-Vox.

Las cuentas autonómicas para el próximo año ascienden a 13.107,8 millones de euros, lo que supone un incremento del presupuesto operativo -el dinero disponible para gasto en políticas públicas excluyendo amortizaciones, el TAV y la Variante Sur- de 694 millones de euros, es decir, un 6% más que el año pasado.

El presupuesto recoge inversiones por valor de 1.605 millones de euros, con un incremento del 50% respecto a 2021. Además, el 77% del gasto previsto corresponde a políticas sociales.

El grueso del gasto público se distribuye entre los departamentos de Salud (4.352 millones de euros) y de Educación (3.333 millones de euros). La financiación de inversiones sanitarias aumenta en 37 millones de euros respecto al año pasado, hasta los 106,7 millones. A su vez, el gasto en vacunas crece hasta los 19,2 millones de euros (+5 millones) y el gasto en farmacia se mantiene estable.

La suma asignada al Departamento de Educación incluye un incremento de 41,3 millones de euros para inversiones, y los gastos de personal y de funcionamiento ascienden a 1.738 millones de euros, ya que se han mantenido las medidas puestas en marcha por causa de la pandemia.

 

PRESUPUESTOS "AMBICIOSOS E INVERSORES"

En el transcurso del debate, la parlamentaria del PNV Itxaso Berrojalbiz ha defendido que estos presupuestos son "ambiciosos, inversores; y muy importantes por la cuantía, pero sobre todo por el acierto en su destino".

Además, ha puesto en valor el acuerdo alcanzado con EH Bildu, subrayando que ambas partes han "aparcado" lo que les separaba, y que "aquello que era bueno para Euskadi se ha incorporado". "Ha sido un ejercicio sincero de diálogo y entendimiento con resultados positivos, porque si estas cuentas eran buenas, ahora lo son más", ha asegurado.

Berrojalbiz ha criticado que el rechazo a las cuentas de Elkarrekin Podemos-IU y PP+Cs "no es un no al gobierno", sino "un 'no' a la sociedad vasca y a sus opciones de progreso y avance", porque estas son "las mejores cuentas para salir de la crisis y mejorar el estado de bienestar".

"Ojalá cambien de rumbo con su acción política como ha hecho EH Bildu cambiando su estrategia, y trabajen por el bien común", ha señalado, antes de indicar que los presupuestos han sido rechazadas solo por 13 de 75 parlamentarios.

La parlamentaria del PSE Sonia Pérez ha destacado aspectos del presupuesto como el incremento del dinero destinados a políticas públicas, los más de 1.600 millones de inversión, el "firme compromiso" en I+D, los ocho de cada diez euros destinados a gasto social, el mantenimiento del programa covid en Salud y Educación, y la apuesta "inequívoca" por la perspectiva de género.

Además, ha destacado la importancia del acuerdo alcanzado con EH Bildu, sobre el que ha subrayado que permite que se aprueben las cuentas "con el apoyo del 80%" de la Cámara vasca.

"Nos alegramos de haber llegado, a través del diálogo y la negociación, al acuerdo con el principal grupo de la oposición, EH Bildu, que refuerza aún más este proyecto presupuestario", ha afirmado. Por el contrario, ha lamentado que el resto de grupos de la oposición hayan rechazado el proyecto, pese a que en sus enmiendas no han presentado "ningún proyecto alternativo". Eso sí es una oportunidad perdida", ha afirmado.

La parlamentaria de EH Bildu Nerea Kortajarena, que ha denunciado que el Gobierno actúa "como pollo sin cabeza" en la gestión de la pandemia, ha reconocido que pese a las aportaciones de su grupo al presupuesto, este "sigue muy lejos de lo que necesita" Euskadi. No obstante, ha afirmado que los cambios introducidos en las cuentas a raíz del acuerdo alcanzado por EH Bildu con el Gobierno Vasco garantizan una "mejor respuesta" a determinadas necesidades de la sociedad que la que se aportaba con el proyecto original.

UN ACUERDO QUE "ABRE PUERTAS"

"Hemos conseguido una serie de compromisos que, si bien en algunos casos no suponen más que un paso, un paso pequeño que podría haber ido más allá si el Gobierno hubiera tenido voluntad política, tienen el potencial marcar la dirección del camino por el que transitar en el futuro más cercano; y abren puertas que permanecían cerradas a cal y canto hasta el momento", ha añadido.

Por su parte, la portavoz parlamentaria de Elkarrekin Podemos-IU, Miren Gorrotxategi, ha denunciado que los Presupuestos de 2022 consolidan los "recortes" en ámbitos como la sanidad y las políticas sociales, pese al "maquillaje" con el que, según ha dicho, el Ejecutivo pretende ocultarlos. Por ese motivo, ha reprochado a EH Bildu que, con su abstención, "está amparando los recortes y las enormes limitaciones" de los presupuestos de Euskadi.

EL "EJEMPLO" DE AYUSO

Gorrotxategi se ha mostrado muy crítica con el tratamiento de la sanidad pública en las cuentas autonómicas y, por extensión, con la gestión de la pandemia por parte del Gobierno. De esa forma, ha denunciado que los presupuestos "consolidan la falta de inversión en sanidad, las altas tasas de temporalidad y la inacción ante el colapso de la Atención primaria". De hecho, ha llegado a decir que el Gobierno vasco podría tener como "ejemplo" la política sanitaria de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso.

Desde PP+Cs, Luis Gordillo ha criticado que estos presupuestos "siguen la línea de los anteriores y repiten sus errores y deficiencias", de forma que van a dejar a Euskadi "desarmada ante los retos que la sociedad debe afrontar". "Nosotros queríamos unos presupuestos de verdad, porque es necesario que haya unos presupuestos para la recuperación de la economía y del empleo", ha afirmado.

Asimismo, ha criticado que sus propuestas para las cuentas recibieron "el portazo del Gobierno"; y tras recordar que su grupo ha presentado alrededor de 1.500 enmiendas parciales, ha advertido de que los presupuestos incluyen unas excepciones a las transferencias de créditos que suponen "entregar al Gobierno la caja y la llave del dinero". Para Gordillo, "se ha perdido la oportunidad de establecer políticas públicas que consigan un cambio de paradigma y nos preparen para ser una economía del siglo XXI".

La parlamentaria del Grupo Mixto-Vox, Amaia Martínez, ha criticado el "perverso juego" que --según ha dicho-- "practican los partidos del cordón antidemocrático". Martínez ha rechazado "la totalidad" de las cuentas, al considerar que se trata de unos presupuestos "basados en la construcción de una nación vasca e independiente de España", con un gasto político "escandaloso", y que están "contaminados íntegramente por los delirios ideológicos de las élites globalistas".

Primeras imágenes del rey emérito Juan Carlos I al llegar a España

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable