Ultima_hora

PNV y PSE valoran el plan anticrisis del Gobierno Vasco mientras EH Bildu cree que llega "tarde y es insuficiente"

Elkarrekin Podemos-IU critica la propuesta de bajar impuestos de PP+Cs, coalición que reclama "otras reformas estructurales"

BILBAO, 9 (EUROPA PRESS)

PNV y PSE han valorado el plan anticrisis del Gobierno Vasco aprobado en el Parlamento vasco, mientras que EH Bildu ha considerado que llega "tarde y es insuficiente". Por su parte, Elkarrekin Podemos ha criticado la propuesta de bajar impuestos de PP+Cs, coalición que ha reclamado "otras reformas estructurales".

En un debate en Radio Euskadi, recogido por Europa Press, los parlamentarios vascos han analizado el pleno monográfico sobre medidas de respuesta ante las consecuencias de la guerra en Ucrania celebrado este viernes, que concluyó con la aprobación de un paquete de medidas de alrededor de 200 millones.

Desde el PNV, el parlamentario Aitor Urrutia ha abogado por "poner en valor las medidas" que se pondrán en marcha para paliar la actual crisis y que ha considerado que suponen una respuesta "ágil, coordinada y eficaz". "Se requiere acción y determinación para estar con quien lo pasa mal, y se necesitan respuestas inmediatas", ha defendido.

Asimismo, ha incidido en que se va a seguir "evaluando la eficacia de las medidas" por un Gobierno que está "preocupado por paliar" la situación que se padece.

Por otro lado, ha lamentado el hecho de que se pongan 200 millones "encima de la mesa y se diga que es poco". "Si se pusieran 400, también se diría que son poco", ha indicado, para añadir que "la protección social hacia familias es parte central de las políticas del Gobierno".

Por último, ha reprobado que EH Bildu tenga distintas "varas de medir" con lo que se hace en Euskadi y en Madrid. Además, ha rechazado que se practique "el no por el no" por parte del Ejecutivo vasco. "Se alcanzaron nueve acuerdos con Elkarrekin Podemos y con otros tantos con PP+Cs. Con EH Bildu, los mismos que con Vox, cero", ha zanjado.

Desde el PSE-EE, socio de gobierno, el parlamentario Ekain Rico ha mostrado su satisfacción al haberse demostrado que "el esquema de actuación puesto en la mesa por los socialistas se ha concretado".

"Si algo se ha puesto de manifiesto es la necesidad de actuar de forma coordinada entre las instituciones", ha indicado, al tiempo que ha recordado la celebración de la conferencia de presidentes en La Palma o el plan específico adoptado por el Ejecutivo central.

A su juicio, lo que tocaba ahora era "adoptar medidas complementarias desde Euskadi" que serán "revisadas en función de la duración y los efectos de la crisis". "Son medidas alineadas y revisables", ha resaltado.

Por otro lado, ha advertido que el plan del Gobierno de España tiene "efectos en Euskadi", como en el caso del bono social eléctrico o la revisión de los precios del alquiler. "Es perverso intentar parcelar las medidas como si no estuvieran coordinadas o se agotaran en sí mismas", ha finalizado.

 

PARTIDOS DE LA OPOSICIÓN

Por su parte, el parlamentario de EH Bildu Iker Casanova ha sostenido que el paquete de medidas presentado son "insuficientes, llegan tarde, están desestructuradas y son desequilibradas". "Basta recordar que son 15 millones para las familias y 183 para las empresas... ya se ve dónde tiene cada uno las prioridades", ha añadido.

A su entender, las medidas adoptadas son "parciales, pocos dotadas económicamente" y, además, "no se hizo un esfuerzo para dialogar con los partidos y acordar".

Asimismo, ha lamentado que mientras se da una inflación del 10%, el Gobierno Vasco "abdique de la responsabilidad de defender los derechos salariales" de la ciudadanía. "A la gente que cobra prestaciones sociales se le ha dicho nada. A quien tiene una caldera comunitaria se les ha dicho cero y de la reforma fiscal no hablamos", ha criticado.

Por todo ello, ha advertido que hay "razones para ser críticos con el plan" cuando el Gobierno Vasco tiene "recursos económicos" e incluso en el Estado presenta "un plan estructurado". "En Madrid se ha aprobado un 15% de aumento del IMV y aquí se nos dice que las ventanillas de Lanbide siguen abiertas. Las razones para la crítica son más que sobradas", ha aseverado.

Asimismo, ha recordado que EH Bildu presentó "tantas aportaciones como el resto de grupos" y se llegó incluso a "alcanzar un acuerdo", pero se anuló porque al PNV "no les gustó el discurso crítico" de la coalición soberanista. "El Gobierno llegó con un plan cerrado al que buscó adhesiones, e incorpora cosas como si fueran un adorno", ha zanjado.

Por su parte, el parlamentario de Elkarrekin Podemos-IU David Soto ha considerado que se ha llegado a un "punto de inflexión tras las sucesivas crisis vividas". Así, ha advertido que el 90% de la energía que consumimos procede de terceros países, mientras tampoco somos soberanos alimentariamente.

"Socialmente estas crisis generan una ruptura y una mayor pobreza social, con dos niveles de desarrollo en Euskadi. Como país debemos reflexionar sobre estas cuestiones", ha argumentado.

Por ello, ha planteado la necesidad de una "reforma estructural en términos impositivos" y en lo que respecta a la energía ha apostado por una transición hacia las renovables, así como una empresa pública de energía.

"Sí acordamos determinadas cuestiones con el Gobierno Vasco: un aumento del plan de contingencia referido a los refugiados de Ucrania y una línea de financiación para pymes y empresas medianas, así como un pacto de rentas que quedará por definir en qué queda", ha enumerado

Por último, y tras destacar el "el ejercicio de transacción" que su formación llevó a cabo con el Gobierno Vasco, ha criticado que "la derecha esté en una cruzada para intentar bajar impuestos de manera generalizada".

PP+CS

Por su parte, el parlamentario de PP+Cs Luis Gordillo ha afirmado que el hecho de que el Ejecutivo cuente con un remanente "no quiere decir que se gestiona bien, sino que había partidas que no se han ejecutado y que las medidas que se debían haber adoptado anteriormente no se hicieron".

"Saludamos positivamente los acuerdos a los que llegamos con el Gobierno, creemos que se adoptaron medidas imprescindibles. Sin embargo, con la inflación actual hay que hacer otras reformas estructurales", ha expresado.

Entre estas, ha abogado por "una medida de choque" como sería la deflactación del IRPF, "ajustar los impuestos que se pagan, sin tocar los tipos, al 10% de inflación". "Que ante eso la respuesta sea una política de subvenciones lo único que va a hacer es seguir aumentando la inflación", ha añadido.

Por otro lado, ha valorado que, en contraposición a lo que sucede en el Estado, en Euskadi ha habido la oportunidad de "contraponer ideas en el Parlamento".

No obstante, ha matizado que los 200 millones puestos encima de la mesa "no vienen de los remanentes sino que eran partidas ya puestas en los presupuestos". "Es una vía de impulso en la que se fuerza al Gobierno a gastarlo lo antes posible pero no es suficiente. Solo con estas subvenciones no vamos a hacer nada. Hacen falta reformas", ha defendido.

Arabia Saudi 1-2 México
                Copa Mundial de la FIFA Catar 2022                

México se queda fuera del Mundial por un gol
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?