Ultima_hora

La Revuelta de la España Vaciada reivindica la prevención de incendios todo el año y una gestión eficaz del territorio

ZARAGOZA, 6 (EUROPA PRESS)

Las plataformas de la Revuelta de la España Vaciada han convocado concentraciones en las plazas de los pueblos el próximo sábado, 8 de octubre, a las doce del mediodía, en la jornada reivindicativa 'Yo paro por mi pueblo', que organizan cada año a comienzos del mes de octubre. Han reivindicado la prevención de incendios a lo largo de todo el año y una gestión eficaz del territorio.

En esta ocasión el lema elegido es "la despoblación es la llama que quema nuestros montes" porque quieren levantar la voz para sensibilizar sobre el grave problema de los devastadores incendios forestales que se están produciendo en los montes y bosques de las zonas más despobladas, como los acontecidos este verano.

Han reclamado un nuevo modelo de gestión forestal, que sea eficiente y sostenible, poniendo el foco en la mayor relevancia que debe tener la prevención. Han explicado que hay una relación directa entre la extensión que están alcanzando estos incendios con la despoblación de estos territorios --la principal causa del crecimiento desordenado de los bosques y la gran acumulación de material seco y altamente combustible-- y el abandono que sufren por parte de las administraciones.

Los convocantes han demandado políticas que fomenten una economía circular de la gestión forestal, tanto en montes privados como públicos, como el uso de ganadería forestal con el fomento de la ganadería extensiva, y el apoyo aprovechamiento de toda la materia forestal.

Además, desde la Revuelta de la España Vaciada han manifestado su agradecimiento a los profesionales que trabajan en la extinción de incendios y han instado a las administraciones competentes a eliminar la temporalidad de las plantillas, con tareas de gestión del monte que se extiendan durante todo el año.

Han considerado que el otoño y el invierno "es el momento de empezar a apagar los incendios forestales del año que viene", y han criticado que "las administraciones lo que están haciendo en estas fechas es precisamente lo contrario, despedir a los profesionales que pueden trabajar en esa prevención".

Asimismo, La Revuelta de la España Vaciada ha recalcado que en las zonas quemadas se destruye el modo de vida de las poblaciones afectadas, impidiendo el desarrollo del trabajo productivo que se venía realizando.

Un total de nueve portavoces de la Revuelta de La Rioja en Zamora, Cáceres, Soria, Teruel, Jaén, Cuenca y León, han ofrecido una rueda de prensa para invitar a toda la población sensibilizada con este problema, "independientemente de que en su zona hayan sufrido estos incendios o no este año", a participar en las concentraciones del sábado.

 

INCENDIOS EN ARAGÓN

Desde Teruel Existe, Amado Goded ha ofrecido cifras de incendios en Aragón este año "dramático", con 135 fuegos que afectaron a más de 20.200 hectáreas de superficie forestal, frente a las 554 hectáreas quemadas en 2021.

Incendios como los de Nonaspe, Añón de Moncayo, Ateca o Castejón de Tornos causaron "daños graves al medio agrario, forestal y natural de muchas poblaciones, y supusieron la evacuación de municipios completos".

Además, ha relatado que la sierra de Gúdar y Javalambre estuvo en vilo durante días por el incendio de Bejís, en Castellón, donde se generó también un accidente de altísima tensión para los pasajeros del tren Zaragoza Teruel Valencia envuelto en llamas, con el resultado de diez personas heridas, "evidenciando el abandono total que sufrimos la España vaciada".

Goded ha lamentado que a pesar de que se anuncian ayudas extraordinarias para estas zonas, "el entorno ha sido arrasado, y las afecciones son tan graves que tardaremos décadas en poder recuperarnos", y ha afirmado que llegan ayudas "para reparar daños", pero lo que demandan es incrementar las medidas de prevención, ante una situación de abandono de montes generalizada en la España vaciada.

50 GRANDES INCENDIOS

Inmaculada Sáez, en La Rioja, ha demandado a las administraciones que afronten este problema, "uno de los más serios que tenemos ahora en nuestro país". Ha argumentado que este año han sido más de 50 grandes incendios --de más de 500 hectáreas-- los que han devastado una masa forestal en la España vaciada "equivalente a la totalidad de la masa forestal de toda la Comunidad de Madrid".

Ha lamentado que este verano haya habido más de 58 heridos, tres fallecidos y más de 24.000 personas evacuadas de sus hogares. Sáez ha trasladado que una correcta gestión de masas forestales es "el mejor instrumento para prevenir incendios", incidiendo en que la relación entre la despoblación y la propagación de incendios es clara, y que solo un medio rural vivo e implicado en la gestión de su entorno va a ser capaz de frenarlos.

Fernando Pulido, portavoz en Cáceres, ha invitado a reflexionar sobre que las zonas más afectadas se corresponden con las regiones más despobladas, "donde hace décadas que falta actividad agraria, ganadera y forestal". "Si no se adoptan medidas para corregir el problema de la despoblación, para diseñar paisajes resistentes y recuperar estas actividades seguirá creciendo la magnitud de los incendios", ha zanjado.

En Cuenca, Jorge Garrosa, ha hecho hincapié en que la prevención implica "una gestión eficaz de nuestros montes, planificar medidas para hacerlos más resilientes a los futuros incendios, realizando los trabajos necesarios en ellos durante todo el año".

Ha defendido la estabilidad laboral de los bomberos forestales, frente a la temporalidad actual de sus empleos, para que este colectivo, "íntimamente ligado al mundo rural", pueda construir un proyecto de vida en estas tierras.

Ha añadido que esto significa disponer de trabajadores encargados de gestión de montes todo el año, así como de otro tipo de emergencias, como inundaciones o nevadas, que se producen a lo largo del año. Por otra parte, ha puesto en valor la labor que realizan otros sectores desde los que se apuesta por un mundo rural vivo: turismo, ganadería extensiva, agricultura.

Maribel Rescalvo, desde Jaén, ha invitado a las administraciones a conocer a fondo el modelo de desarrollo de la España vaciada, y las medidas explícitas que recoge relativas a este ámbito.

Ha emplazado a crear líneas de acción concretas sobre la gestión del territorio, no sólo natural sino también de las personas, "porque si se despuebla hasta el riesgo de llegar a desaparecer, perdemos recursos naturales y personas que integran los espacios, pueblos y zonas que están siendo castigadas".

Se ha dirigido directamente a las administraciones regionales, que tienen las competencias en la gestión de incendios para que mejoren esa gestión, afirmando: "Estamos cansados de ser territorios de sacrificio y del ninguneo de las administraciones".

Desde Zamora, Chema Mezquita ha transmitido la desolación de una provincia que ha sufrido el quinto fuego más grande de la historia de España, con 60.000 hectáreas quemadas, "un 25% de todo lo que se ha quemado en España ha sido en Zamora, arrasando el corazón forestal de nuestra provincia y el futuro de nuestras comarcas, un desastre medioambiental y económico y un drama humano por la muerte de tres personas". Mezquita ha asegurado que van a ser muy contundentes en la exigencia de responsabilidades.

También José Luis Domínguez, desde Soria, ha señalado que, en Castilla y León, "no hay una política que ataque de raíz el problema de la despoblación, que debería afrontarse también desde esta perspectiva, la de ser oportunidad de prevenir los incendios".

Para concluir, Sergio Díez ha explicado que en León los habitantes del medio rural sufren los incendios año tras año, "es un temor generalizado en las épocas estivales". Este verano han sufrido en la provincia 3 grandes incendios: en la comarca Bierzo, una de las más castigadas todos los años, otro en la Boca de Huérgano, próximo al parque natural del Picos de Europa, y el último en el campo de tiro del Teleno.

España 1-1 Alemania
Copa Mundial de la FIFA Catar 2022

España primera de grupo
Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes