Ultima_hora

Turrones, marisco o bebidas carbonatadas: cómo afectan los alimentos navideños a la salud dental

MADRID, 6 (CHANCE)

La época navideña es sinónimo de grandes celebraciones y reencuentros que suelen traer consigo cambios en las rutinas alimentarias que, además de afectar a la salud en general, pueden acarrear problemas dentales. La ingesta en exceso y sin cuidado de alimentos como los turrones o el marisco suele ocasionar la aparición de caries o incluso fracturas.

"Es muy común que aumenten las visitas al odontólogo después de las fiestas. En este sentido, es imprescindible vigilar aquellos alimentos que pueden causar problemas como caries, pérdida de piezas dentales o daños en el esmalte y saber que hay otra serie de alimentos que pueden contribuir a proteger nuestros dientes", explica Manuela Escorial, odontóloga del departamento de Innovación y Calidad Asistencial de Sanitas Dental.

También la población infantil, más tendente a la ingesta de dulces, debe preservar sus rutinas de higiene bucodental y cuidar de su alimentación. En este contexto, y según el Estudio Bucodental de Sanitas 2020, el 34% de los niños ha padecido caries a lo largo del pasado año. "Aunque sean dientes de leche, su cuidado es esencial para el buen desarrollo de la dentadura definitiva", afirma Escorial. En este sentido, los expertos de Sanitas Dental han hecho una selección de alimentos que pueden derivar en problemas dentales:

1. Turrón duro: si no se come con cuidado, pueden producirse pequeñas fracturas en el esmalte o el diente. En este caso, las personas mayores con implantes o dentaduras postizas deben tener especial cuidado pues puede dar lugar incluso a la pérdida de alguna pieza dental.

2. Turrón blando y otros dulces (mazapanes, polvorones o fruta confitada): su alto nivel de azúcar aumenta el riesgo de caries. Por ello, con el objetivo de prevenir, es muy aconsejable lavarse los dientes justo después de ingerirlos.

3. Marisco: para consumir este alimento, presente en la mesa navideña de muchos hogares, es imprescindible utilizar pinzas y cubiertos específicos para extraer la carne del interior. En ningún caso debe utilizarse la dentadura para partir la cáscara por el riesgo a romperse alguna pieza, dañar los empastes o prótesis dentales e incluso partir la ortodoncia.

4. Bebidas carbonatadas, azucaradas y energéticas: es importante limitar su consumo puesto que pueden manchar y dañar los dientes debido a la erosión del esmalte provocado por los pigmentos de sus colorantes y por su alta cantidad de azúcares.

Sin embargo, es posible compensar los mencionados alimentos con la ingesta de otros más beneficiosos para la salud bucodental:

 

1. Agua: evita la sequedad bucal y estimula la producción de saliva, lo que ayuda a prevenir complicaciones como placas, llagas o caries dentales.

2. Leche: fortalece los dientes y disminuye el nivel de acidez gracias a su gran aporte de calcio, al igual que el queso o los yogures.

3. Té: gracias a su poder antioxidante, contribuye a eliminar las bacterias y previene la caries y las enfermedades periodontales.

4. Verduras: ya sean crudas o poco cocidas, ayudan en la eliminación y neutralización de los ácidos que contiene la comida protegiendo la dentadura.

5. Frutos secos y semillas: proporcionan minerales y vitaminas, tales como el calcio y el magnesio, que facilitan el buen desarrollo del hueso, haciéndolo más denso y ayudando a prevenir la osteoporosis y malformaciones. Por su parte, el magnesio también favorece la asimilación de la vitamina C y posibilita una mayor asimilación del calcio en los huesos, repercutiendo positivamente en los dientes.

Zelenski pide a la ONU definir el concepto de "Estado terrorista" tras el ataque ruso en Kremenchuk

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes