Vivir

Lo que diga el DNI es lo que vale. La policía está aplicando el sexo que aparece en el carné de identidad para dilucidar si un transexual es hombre o mujer

El creciente número de operaciones de cambio de sexo está dando lugar a situaciones atípicas. Así pues, son varios los casos de agentes de las fuerzas de seguridad que no han sabido qué hacer a la hora de identificar a un transexual, involucrado en alguna intervención policial.

Según ha podido saber El Confidencial Digital, las cada vez más frecuentes operaciones de cambio de sexo, les están dando no pocos quebraderos de cabeza a los agentes del Cuerpo Nacional de Policía. “Hay veces que no sabemos ni cómo dirigirnos a ellos”, reconocen fuentes policiales.

Hasta tal punto ha llegado el debate, que las academias en las que se forma a los futuros agentes locales, regionales y nacionales, se ha zanjado el asunto dándole prioridad a los registros oficiales sobre el aspecto físico del sospechoso.

Fuentes de ámbitos policiales y militares consultadas por ECD aseguran que desde hace meses, la identidad sexual del sospechoso es “la que ponga en el DNI”, independientemente de que su aspecto físico se corresponda o no con el nombre.

“Es importante aclarar estos términos, especialmente a la hora de escoger a un agente hombre o mujer para los cacheos, porque se tiene especial cuidado con no herir la sensibilidad de nadie”, añaden estas mismas fuentes.

Una intervención quirúrgica implica un cambio de identidad y de sexo en el Registro Civil. El registro emite una notificación que debe llevar el individio a la comisaría para que le expidan el nuevo DNI” explican fuentes oficiales de la Dirección General de Policía y Guardia Civil, dependiente del Ministerio del Interior. “Siempre prevalece lo que diga el DNI, es lo oficial”, confirman.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?