Vivir

El ‘acampado’ de La Moncloa recibe el apoyo de su familia: “De la Vega es la única que se ha interesado por mi”

Una familia ha acampado frente al Palacio de La Moncloa como protesta por el desahucio de su vivienda. Desde hace veinte días, tres personas viven junto a la puerta de la de la residencia presidencial. Son: una mujer, su hija encinta y su yerno, Segundo Quiñonez. Piden justicia y una solución al embargo padecido.

Segundo Quiñonez llegó a las puertas de La Moncloa hace quince meses, junto con unos compañeros también desempleados. Pasado un tiempo, los compañeros desistieron en su protesta, pero Quiñonez no abandonó.

Fijó su campamento bajo el puente que cruza la A-6, a unos treinta metros de la puerta de la residencia de Zapatero. Hace un mes, se produjo el corte de la calle y una decena de miembros del Cuerpo Nacional de Policía que tenían como orden desalojarle, incautaron todas sus pertenencias. Sojuzgándole a continuar la causa al otro lado del puente.

Fue entonces cuando se unieron a él su mujer, embarazada de gemelos y su suegra. Desde entonces, los tres viven de la caridad procedente de la gente que se para ante ellos. Se informan de la actualidad gracias a los números atrasados de la prensa que encuentran, de lo que oyen por otras personas o mediante el uso de una radio que les fue donada por una ONG, junto a colchones, mantas y otros víveres.

“Zapatero pasa en coche por delante de nosotros, junto a Sonsoles Espinosa y sus hijas, sin dirigir la mirada”, reconoce a El Confidencial DigitalMari, suegra de Segundo. “CNT son los únicos que nos han apoyado, ningún otro sindicato ha mostrado interés”

La actitud de los vehículos oficiales del consejo de ministros es de indiferencia cuando se dirigen todos los viernes a La Moncloa. María Teresa Fernández De la Vega ha sido la única miembro del gobierno que se ha dirigido personalmente a, Quiñonez, instándole a poner fin la protesta que mantiene.

El desempleado mostró a ECD el borrador de un escrito, que a diarío envía desde hace más de un año a la residencia del presidente. Nunca recibe respuesta.

El origen de su lucha comenzó hace quince meses, cuando el cabeza de familia de origen colombiano, perdió su empleo junto a otros compañeros. Las deudas por impago, provocaron el desahucio de la familia de Segundo pese a su súplica ante la entidad bancaria que emprendió la acción. El desempleado considera inaudito “que un banco que alardea de apoyo a causas sociales, embargue por 215 euros la vivienda de una familia”.

Después de las evasivas obtenidas por el mismo director de la entidad, el desahuciado se traslada ante la residencia del Presidente del Gobierno junto a dos protestantes más, donde levantaron su asentamiento. La protesta se limitaba: al uso de silbatos contra los coches oficiales que se internaban en el Palacio, y a la implantación de pancartas donde se leían consignas contra Zapatero. El apoyo de los vehículos que circulan se materializa a través del claxon. También procedieron a la creación de la Asociación de Familias Hipotecadas, que ha prestado ayuda a más de 250 familias.

Observe a continuación las condiciones bajo las que viven Segundo y su familia:

Para los que apoyan el periodismo de exclusivas

Confidencial Digital publica noticias exclusivas, que solamente se leen en estas páginas. Y ha creado una comunidad de amigos, Somos ECD, a quienes además se ofrece otras informaciones más, para que sean lectores mejor informados aún, junto con varios servicios y ventajas. Súmate a este proyecto periodístico incorporándote a Somos ECD.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable