Vivir

El accidentado regreso de españoles atrapados por el terremoto en Indonesia

Denuncian que la embajada les ha dejado solos. Han tenido que afrontar por su cuenta un viaje de tres días y con un gasto extra de 3.000 euros

Imagen de la devastación en Indonesia tras el terremoto.
photo_camera Imagen de la devastación en Indonesia tras el terremoto.

El pasado 5 de agosto, la isla indonesia de Lombok registró un terremoto de magnitud 6,9 sobre 7 en la escala de Richter que a día de hoy ha dejado 436 muertos, según han informado las autoridades de Yakarta.

La Agencia Nacional de Gestión de Desastres del Gobierno ha contabilizado 1.353 heridos y 352.793 desplazados por el seísmo, así como pérdidas de en torno a 303 millones de euros y casi 70.000 edificios destruidos.

La tragedia tuvo lugar en plena temporada alta de turistas extranjeros en Indonesia, miles de los cuales se han visto afectados por el temblor y han desaparecido durante días. El consulado de Madrid en Yakarta ha atendido a cerca de 400 españoles atrapados en el país a raíz del seísmo.

72 horas de vuelo a 3.000 euros

Según ha podido saber Confidencial Digital de españoles que se encontraban en Indonesia el día del terremoto, el consulado habilitó un teléfono de emergencia para atender las llamadas de los afectados, información corroborada por el Ministerio de Asuntos Exteriores.

Sin embargo, las fuentes consultadas hablan de “ineficacia” del servicio, ya que encontraron “varios problemas” para ponerse en contacto con las autoridades diplomáticas españolas en dicho país. A algunos de ellos incluso les fue imposible hablar con el consulado.

Ante las dificultades con que se topaban y el paso de los días sin conseguir cerrar gestiones para volver a España, fueron los propios turistas quienes comenzaron a buscar sus propios medios para salir de Indonesia, prescindiendo del consulado.

Varios relatan a ECD que a la vista del silencio de las autoridades españolas, contactaron con aerolíneas y empresas de viajes para abandonar el país cuanto antes. A algunos la situación se les complicó sobremanera cuando constataron que, entre las pérdidas materiales que habían sufrido, se encontraba su pasaporte. Con lo que los trámites se demoraron aún más.

Tras días de gestiones, consiguieron cerrar un viaje en avión que les llevara a España. Las fuentes consultadas por este confidencial explican que el vuelo duró varios días: en algunos casos, 48 horas; otros, 52. Uno de ellos estuvo tres días viajando hasta regresar a Madrid. Todos estos desplazamientos incluyeron escalas que alargaron el trayecto: en Dubai, Nueva Delhi o Ankara.

Sin embargo, lo que más les preocupa a todos ellos no es la duración del viaje, sino su cuantía: les ha supuesto un desembolso medio de 3.000 euros extra por haber contratado varias compañías, además de gastos varios en transporte por taxi o en gestiones burocráticas en los propios aeropuerto. “Si les ofrecías más dinero del que te pedían, te ayudaban a salir antes de allí”, asegura uno de los afectados consultados.

El vídeo del día

La pandemia de coronavirus suma cerca de 630.000 casos a nivel mundial.

400 atendidos

Según ha recabado ECD del Ministerio de Exteriores, el consulado puso en marcha el dispositivo habitual previsto para casos como el del terremoto de Lombok: activó dos líneas telefónicas, una en Madrid y otra en Yakarta, para atender llamadas de emergencia de los españoles afectados.

Aseguran que no tienen constancia de ninguna queja como las explicadas más arriba, afirmando que se crearon grupos de mensajería móvil con quienes contactaron con el Ministerio para trasladar la información puntualmente.

Añaden que ni las embajadas ni el Ministerio pueden cubrir los desplazamientos de los españoles atrapados por un desastre natural en países extranjeros. Afirman que siempre recomiendan contratar un seguro de viaje para prevenir gastos imprevistos.

Advierten que aún hay españoles en Indonesia que no han querido abandonar el país y otros tantos que han viajado a Yakarta tras el terremoto al tener apalabradas las vacaciones en el país asiático.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes