La España Profunda
Javier Fumero Director ECD

Blog

Ay, Andalucía

Cuando aquello explote, la onda expansiva va a ser demoledora. Habrá réplicas que provocarán daños colaterales en la sede nacional de Ferraz. Sin ninguna duda.

Basta ver el ‘aperitivo’ que vamos conociendo en los diversos juicios colaterales para hacerse una idea del gran mosaico de podredumbre integrado por estas pequeñas teselas repugnantes.

Hace unos años se habló de orgías con mariscos, coca y prostitutas, a costa del erario público. Hoy hemos conocido una anécdota, si lo juzgamos atendiendo al montante del fraude pero algo intolerable por lo que supone.

Resulta que, según acaba de desvelar El Mundo, la esposa de Rafael Velasco, que ejercía entonces como número dos del PSOE en Andalucía, cargó la luz del domicilio familiar a cuenta de un curso de formación que la Junta concedió a su academia.

No les bastaba con ‘distraer’ dinero del Fondo Social Europeo para unas sesiones de la empresa que dirige su mujer. Es que hasta la luz del chalet particular la colaban de matute al erario público, a mayor gloria del pueblo andaluz que les costeaba.

No se lo pierdan. Cuando su esposa imputó el gasto de la luz de la casa familiar a la subvención de la Junta, Rafael Velasco era diputado en el Parlamento andaluz tras resultar elegido en los comicios celebrados el 9 de marzo de 2008. A nivel orgánico, desempeñaba el cargo de secretario de Política Institucional del PSOE-A.

La corrupción que incuba Andalucía es algo que produce vértigo. Porque el robo de los cursos de formación es algo tremendo, pero una minucia comparada con el caso de los ERES que será el mayor asalto a los fondos públicos de la historia de nuestra democracia.

Según quienes han tenido acceso a la letra pequeña de los expedientes, fue un diseño perfectamente calculado para llevarse dinero en todas las etapas del proceso. Se realizaron cambios en los mecanismos de control. Se utilizaron fondos comunitarios. Se metieron en el ajo a compañías de seguros (para distribuir una indemnización en pago mes a mes). Antes eligieron brokers que acabaron colaborando... Todo predeterminado para llevárselo crudo, insisto, ¡en todas las etapas del proceso!

Me repugna la corrupción en Valencia. Y el PP tiene muy merecido su descenso a los infiernos en aquella comunidad. Tantos años en el poder, no sentaron bien a sus dirigentes. Está demostrado.

En Andalucía va a pasar algo parecido. Pero, visto lo visto, mucho me temo que el terremoto va a ser mucho mayor.

Más en twitter: @javierfumero

 
Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable