La España Profunda
Javier Fumero Director ECD

Blog

Ay, Borrell

Josep Borrell.
photo_camera Josep Borrell.

Se lo quieren liquidar. Es tremendo. Si no recuerdo mal, fue el primer ministro confirmado por Pedro Sánchez para su rutilante Gobierno tras la moción de censura a Rajoy. Despertó adhesiones y entusiasmo a más no poder. Su implicación en la cuestión independentista catalana a favor de una España unida no dejó indiferente a nadie. Y resulta que ahora se lo quieren quitar de en medio.

Mariano Rajoy fue un político más bien aburrido, no le descubro nada a nadie. Pero comparado con el actual ejecutivo, podemos decir también que los ministros del PP que dirigieron los destinos de este país eran una balsa de aceite. El juego de tronos entre Soraya y Cospedal, que alentó el propio Rajoy y que tan caro le salió al final, fue una anécdota menuda comparado con las sorpresas del Gobierno Sánchez.

El affaire al que se tiene que enfrentar Josep Borrell no es pequeño. Hace una semana se filtró su posible nombramiento como candidato del PSOE a las Europeas. El brinco que pegó el interesado en su asiento –cuentan desde su entorno- fue de aúpa. Ni está en esa jugada, ni quiere estar. Para nada.

¿Lo habló Pedro Sánchez con él? En absoluto. Las frases que han salido de su boca son de este tenor: “Vienen a por mi”; “Me están intentando quemar”; “Es una operación de dentro para desestabilizarme”. Y así todo.

Él argumenta que ese partido –su posible ‘desplazamiento’ que alguien impulsa desde Moncloa- hay que jugarlo. Cuenta con su pareja, Cristina Narbona, Presidenta del PSOE con mando en plaza. Ella va a frenar, en la medida de sus posibilidades, esta ofensiva. Con el argumento de que Pedro Sánchez no quiere mover más ministros: bastante ha tenido ya con el baile de Maxim Huerta y Carmen Montón.

Veremos qué sucede. Pero haría bien Josep Borrell en mover bien sus bazas. La mano que mece esta cuna parece gozar de muy buena salud… y un buen acceso al presidente.

Más en twitter: @javierfumero

 
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?