La España Profunda
Javier Fumero Director ECD

Blog

La caraja del Gobierno no es normal: algo traman

Arnaldo Otegi
photo_camera Arnaldo Otegi

La macro chapuza de este miércoles, con freno final y semi-marcha atrás, en el pacto con Bildu para la supresión de la reforma laboral ha dejado perplejo a todo el mundo. Varios ministros y relevantes miembros del Partido Socialista no entienden lo sucedido. Es extraño. al menos. por los siguientes motivos:

1. Pactar con Bildu es una apuesta muy arriesgada: supone traspasar una frontera delicadísima al blanquear a los primos hermanos de los pistoleros de ETA. Esa decisión había que ponderarla mejor. Si entra Bildu en la ecuación de los grandes pactos, sale el PNV por la otra puerta. Y Ciudadanos irá detrás, un partido que ha realizado un gran esfuerzo por mostrarse razonable en un momento de especial necesidad para el PSOE. ¿Con quién te quedas? ¿Con los independentistas?

2. No hacía falta: Bildu no era necesario. ¿Por qué pastelear con los herederos políticos de quienes asesinaron también a los tuyos cuando no sacas nada relevante de ello? ¿Por qué exponerte ahora al indudable desgaste de este pseudo pacto sin recibir nada a cambio? ¿Por qué abrir un frente que da alas a tu propio antagonista en el Ejecutivo: Podemos? Parece de una torpeza colosal.

3. Derogar ahora la reforma laboral que sustenta los ERTE es… absurdo: un tiro en el pie. Admitiendo que este compromiso se encuentra en el programa de Gobierno que pactaste con Unidas Podemos, ¿por qué abordarlo ahora? Puestos a elegir, es el peor momento de todos.

La reforma laboral del PP contempla esos ERTE que, según ha reconocido en privado la propia ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha salvado a la economía española estas semanas. Ha frenado despidos masivos. ¿No se podía esperar unos meses para abordar su derogación? Absurdo y una vez más, torpe.

4. Europa nos va a poner en cuarentena financiera. Por si todo lo anterior fuera poco, no hace falta un máster en política comunitaria para saber que Bruselas ve con buenos ojos esa reforma laboral que aquí es tan denostada por la izquierda. ¿Alguien piensa que va a salir gratis tocar las narices a quienes acabamos de pedir dinero? ¿Cómo pagaremos entonces la renta mínima que tan orgulloso tiene a Iglesias y Montero?

Por todo lo dicho digo que lo sucedido no es normal. El Gobierno demuestra tener una caraja considerable: no es fácil meter la pata en tantos frentes a la vez. Y como no es normal, uno se pregunta: ¿qué está pasando realmente? ¿están tramando algo? ¿nos tienen reservada alguna sorpresa? No lo descarto en absoluto.

Más en twitter: @javierfumero

El vídeo del día

Arrimadas valora la armonización fiscal propuesta por ERC.
Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes