Confidencialmente

Blog

Errejón, ‘submarino’ del PSOE

Íñigo Errejón, en una carpa de Más Madrid.
photo_camera Íñigo Errejón, en una carpa de Más Madrid.

Se califica como “submarino” a alguien que actúa, o se introduce en una organización, con la apariencia de estar de acuerdo, pero en realidad lo que busca es boicotearla. Y, a ser posible, sin verse detectado.

Y, en general, también a alguien que finge un línea de actuación, a la que dedica esfuerzos, pero de verdad lo que se propone es una cosa bien distinta y aun contraria. Eso es también un “submarino”.

He llegado a la conclusión de que Íñigo Errejón es un “submarino” del PSOE. Es decir, alguien que trabaja para ese partido, pero con la apariencia de que no, de que va por libre, con un proyecto propio.

¿Por qué lo pienso? Primero, porque su apuesta, la creación de un nuevo partido en la zona del populismo de izquierdas, beneficia a Pedro Sánchez en la medida en que debilita a Podemos y a Pablo Iglesias.

Podemos apareció en su día como la gran amenaza para el socialismo, al que buscaba desplazar, sustituir y eliminar. Se proponían convertirse en los nuevos dueños de la izquierda, anulando, exterminando al viejo PSOE.

Cuando las urnas les colocaron en su sitio, porque nos les otorgaron el poder que creían tener, aparecieron como inevitable pareja de baile para configurar junto al PSOE una mayoría “progresista” de Gobierno, algo que hasta tres veces han bloqueado, impidiendo que ocurriera.

Mientras Pablo Iglesias luchaba por convertirse en la alternativa a Pedro Sánchez, Errejón predicaba, primero dentro de Podemos y luego fuera, la unidad, la alianza, la colaboración con el PSOE.

Pero sobre todo he llegado a la conclusión de que se trata de un “submarino” al conocer su decisión sobre las demarcaciones en las que no presentará listas Más País. Errejón ha decidido que su partido no competirá en las provincias donde se jueguen menos de 8 diputados.

¿Qué secreto se esconde detrás de tal anuncio? Pues que en las demarcaciones con más de 7 u 8 escaños resulta muy leve el ‘daño’ que puede causar al PSOE la existencia de una nueva fuerza en la izquierda, aparentemente más atractiva que Podemos y más centrada, es decir, compitiendo en el mismo espacio ideológico que el socialismo.

Es en las pequeñas, en las provincias que eligen menos de seis diputados, donde el efecto de la Ley d’Hont se multiplica y puede resultar demoledor, porque unos pocos votos menos podría arrebatar al PSOE uno, dos y hasta tres escaños en cada una.

Y, por supuesto, podría hacerle perder la actual mayoría que ostenta en el Senado.

Pero no hay que preocuparse. Ahí, en esas provincias, no estará Íñigo Errejón. No hará daño al PSOE, ni a su amigo Pedro Sánchez. No por ahora.

Otra cosa será que, más adelante, Errejón pretenda también quedarse con el electorado de izquierda, arrebatándoselo a los socialistas. Veremos.

Tampoco hay que olvidar, por cierto, que en el pasado algunos conocidos dirigentes socialistas se plantearon fichar a Íñigo Errejón para el PSOE.

¡A ver si, al final, lo que va a ocurrir es que el hoy líder de Más País, acaba en las filas socialistas! Y en un puesto destacado. ¿Incluso como su líder? ¿Será esa su apuesta definitiva?

En todo caso, ahora, a corto plazo, y visto sus comportamientos, tiene todas las condiciones para llamarle “submarino”.

[email protected]

En Twitter @JoseApezarena

Pulse o haga clic para ver más noticias.

 

 
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?