Confidencialmente

Blog

¡Un Gobierno de izquierdas que lo hace bien económicamente!

Pedro Sánchez y Pablo Iglesias firman el acuerdo de presupuestos, la pasada legislatura.
photo_camera Pedro Sánchez y Pablo Iglesias firman el acuerdo de presupuestos, la pasada legislatura.

Todo el mundo habla de Portugal, y del supuesto “milagro económico” que está protagonizando.

El país vecino crecerá este año en torno al 1,7% según las previsiones del FMI y de la Comisión Europea, aunque cinco décimas menos de lo que prometió el Gobierno en enero.

A pesar del dato positivo el crecimiento se está ralentizando. Fue del 2,6% en 2017 (el mejor guarismo desde el año 2000), y del 2,1 el pasado año 2018.

Para 2020, el FMI sitúa el crecimiento en el 1,5% y el paro en el 6,8%, muy lejos del enorme nivel de desempleo anterior, que en 2013 era del 18%.

Junto con esos buenos datos económicos, la llegada al poder del socialista Antonio Costa, apoyado por Bloco de Esquerda, comunistas y verdes, parece haber cautivado a las inversiones nacionales e internacionales.

Y esto se ha conseguido, repiten desde la izquierda española, con un Gobierno social-comunista. Como para trasladar a la opinión pública que algo semejante ocurrirá con Pedro Sánchez cuando ostente la presidencia con el marchamo de una victoria en las urnas y no con la sombra de la moción de censura del “todos contra Rajoy”.

El problema es que, según dicen los expertos, el avance portugués se ha basado sobre todo en la buena salud de su principal socio económico, que somos nosotros, que es España.

Se trata de dos economías muy intercomunicadas, y si a este lado de la frontera la cosa marcha bien, tira de la portuguesa. El 25% de las exportaciones de Portugal van a España.

Por ello, el éxito del Gobierno de izquierdas no es mérito suyo. Y porque se debe a que ha mantenido prácticamente invariables las duras medidas económicas que tomó en su día la derecha, o sea, Passos Coelho, dictadas por Bruselas, que son las que han corregido la marcha de la economía lusa y conducido al buen momento actual.

Algo parecido a lo ocurrido en España estos once meses de Gobierno de Pedro Sánchez en minoría. Porque, al encontrarse con unos presupuestos ya en marcha, no ha tenido más remedio que atenerse, en lo fundamental, a las políticas del anterior Ejecutivo. Y por eso el país ha aguantado económicamente.

El problema viene ahora, con los presupuestos que aprobará Sánchez tras haber ganado las elecciones y después de formar Gobierno con el apoyo, por dentro o por fuera, de Podemos.

El mundo empresarial se muestra aterrado ante lo que nos viene, en Bruselas no hacen más que preguntar cómo pagaremos todos los gastos que dicen que quieren hacer…

Si en lo económico nos ha ido bastante bien estos años últimos, me temo que eso se acabó. Es lo que dicen la mayoría de los analistas. Pintan bastos.

[email protected]

En Twitter @JoseApezarena

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes