Confidencialmente
José Apezarena Editor de Confidencial Digital

Blog

PSOE y PP hacen política 'de verdad' por una vez

photo_camera Félix Bolaños, en el congreso del PSOE

Los lectores de ECD saben (por eso nos leen) que en esta web singular, única porque busca ofrecer solamente noticias propias, lo que se llaman exclusivas (más o menos importantes, pero exclusivas), se publican informaciones de calado, que explican y fundamentan lo que realmente está pasando, lo que hay detrás, o lo que puede pasar porque se está ‘cocinando’.

No en vano, el lema de Confidencial Digital es “La web de las personas informadas que desean estar más informadas”.

El sábado ofrecimos una de esas informaciones de trasfondo, de las que muy pocos, solo los observadores avisados, como son quienes siguen ECD, captan su trascendencia.

Contamos que los ‘números dos’ del Gobierno y del Partido Popular, los ‘negociadores’, o sea, Félix Bolaños y Teodoro García-Egea, han empezado a hablar de llegar a un pacto entre los dos grandes partidos por el que se comprometerían a que, tras las próximas elecciones generales, gobierne en España la formación que haya resultado más votada. Y ya está.

El procedimiento es sencillo. Consiste en que el ‘perdedor’, el segundo clasificado, se abstenga en el Pleno de investidura, para así permitir al primero, el ganador, hacerse con la Presidencia y formar Gobierno.

No se trata una fórmula desconocida, ni imposible. Ya lo aplicó el PSOE en su día, cuando permitió a Mariano Rajoy ser investido en 2016 a pesar de no tener la mayoría absoluta, por el procedimiento de que sus diputados se abstuvieran, no votaran en contra, que es lo que ocurrió. Entonces lideraba el Partido Socialista Alfredo Pérez Rubalcaba.

¿Cuál es el trasfondo de un intento tan serio? Que PSOE y PP no quieren depender, para poder gobernar, de formaciones como Podemos e independentistas (los socialistas) o de Vox (los populares).

Si se alcanza el acuerdo, ambos partidos procurarán mantenerlo en el máximo secreto, porque saben que, si lo reconocieran, se verían durante castigados en las urnas por sus respectivos electorados.

No sé si las negociaciones llegarán en buen puerto, pero, desde mi punto de vista, lo relevante es que los dos grandes partidos se han puesto a hacer política de verdad. Y en un asunto de enorme trascendencia como son los condicionamientos que imponen (o pueden imponer) los partidos pequeños.

 

Y, con ese horizonte, tengo que destacar que un pacto de ese estilo eliminaría la hipoteca histórica, desde que se inició la Transición, que han supuesto los partidos nacionalistas, cuyo voto ha resultado en tantas ocasiones necesario para socialistas y para populares. Unos partidos que son minoritarios pero que, sin embargo, gracias a esos votos imprescindibles, han mediatizado durante años la política nacional. Y, por supuesto, han cobrado destacadas y lucrativas contraprestaciones.

Pienso que para muchos españoles supondría un profundo alivio ver que el PNV, Esquerra, Junts y el resto de formaciones nacionalista dejan de tener en sus manos la llave para formar mayorías en España, y con ello de condicionar la vida de este país.

Con este intento, que deseo que salga adelante, parece que PSOE y PP, quieren hacer política ‘de verdad’. ¡Ya va siendo hora!

editor@elconfidencialdigital.com

Más en Twitter

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable