Confidencialmente

Blog

La reina Letizia tiene más tiempo libre

La reina Letizia, la princesa Leonor y la inafanta Sofía en el desfile 12 octubre 2018. Álvaro García Fuentes (@alvarogafu)
photo_camera La reina Letizia, la princesa Leonor y la inafanta Sofía en el desfile 12 octubre 2018. Álvaro García Fuentes (@alvarogafu)

Acaba de publicarse que la reina Letizia desea que le den más trabajo, más actos, más competencias.

La Zarzuela no ha confirmado esa petición, pero tampoco lo ha negado, así que, a falta de respuesta, a lo mejor hay que dar por válido el principio de que quien calla otorga.

En lo que va de año, la reina ha protagonizado 57 actos oficiales, de los que en 33 casos lo ha hecho en solitario. De estos últimos, casi la mitad han estado relacionados con la sanidad. Es sabido que, desde hace años, se ha volcado en las enfermedades raras y en la lucha contra el cáncer.

Del resto, un tercio han tenido que ver con la cultura, mientras que los demás se vinculan a la educación, la economía y el deporte.

Además, desde enero, doña Letizia ha recibido en La Zarzuela a diez representaciones, la mayoría de esas audiencia, ocho, sin el rey.

Aparte de las visitas oficiales, acaba de realizar en solitario dos viajes. Uno de cooperación a Mozambique, con la AECID; el otro a Ginebra, con la Organización Mundial de la Salud. En febrero se desplazó a Londres para inaugurar, junto al príncipe Carlos de Gales, la exposición de Sorolla en la National Gallery.

Con esos datos a la vista, tampoco puede decirse que la reina haya estado parada. Pero, por lo visto, quiere más. Y sobre todo de más enjundia.

Es claro que doña Letizia puede constituir un factor positivo para la monarquía, que puede aportar. Y que ya lo hace. Otra cosa es que sea necesario aumentar sus apariciones. Lo tendrán que valorar en La Zarzuela.

¿Qué puede estar detrás de esa demanda de mayor protagonismo? Dado su historia profesional y su carácter, la reina no es persona que pueda estar parada. Necesita actividad. Pero, ¿por qué ahora?

Desde mi punto de vista, empieza a ocurrir algo nuevo, algo distinto: que sus hijas, la princesa Leonor y la infanta Sofía, están creciendo y se hacen mayores. Y que cada vez necesitan menos atención de su madre, menos dedicación, menos estar pendiente.

Algo que irá a más, porque las niñas van a tener que volar solas. Este es el segundo verano que sus padres les envían a un campamento de verano en Estados Unidos.

Así que la reina Letizia, que durante estos años ha permanecido intensamente volcada en atender a sus hijas, empieza a tener más tiempo libre. Y va a necesitar llenarlo, porque, si depende de ella, quieta no se va a quedar. Otra cosa es, insisto, la conveniencia para la institución.

[email protected]

En Twitter @JoseApezarena

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?