Viernes 25/05/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Bien para Pedro Sánchez, mal para Susana Díaz

La batalla por el liderazgo del PSOE se ha complicado un poco más estos días.

Eran muchos los que pronosticaban una victoria de Susana Díaz en las primarias de mayo, aunque fuera por estrecho margen, una expectativa de la que ahora empiezan a dudar.

La causa está en los nuevos escándalos de corrupción que han afectado al PP, y también en las acusaciones de influir en jueces y fiscales para mediatizar las investigaciones. Una circunstancia en principio buena para Pedro Sánchez y mala para Susana Díaz. Me explico.

Con el Gobierno otra vez bajo sospecha, y por tanto con su Presidente, Mariano Rajoy, en el centro de la diana, a Pedro Sánchez le está siendo muy sencillo insistir en denunciar a quienes, con su abstención, en su día permitieron la investidura de líder del PP.

Pedro Sánchez está repitiendo con nuevo ardor que la gestora, y por tanto su rival en las primarias, Susana Díaz, toleraron la continuidad de alguien que se ha vuelto a demostrar que no merecía seguir en La Moncloa. Y proclama que, por tanto, él tenía razón cuando defendió el famoso "no es no".

Un mensaje así puede resultar muy contundente, sobre todo para los militantes, para las bases del PSOE, y, en consecuencia, cambiar el sentido de no pocos votos en beneficio del ex secretario general y en detrimento de Susana Díaz. Por eso digo que hoy tienen dudas algunos que daban por descontado la victoria de la lideresa andaluza.

Ahora mismo, los tres candidatos a la secretaría general se encuentran enfrascados en la batalla de los avales.

La presidenta andaluza se ha propuesto ganar por goleada. Y seguramente lo logrará, puesto que, con ayuda de la gestora, controla en gran medida el aparato del PSOE.

Pero no hay que engañarse. Son muchos los que públicamente le dicen que le apoyan, entre otras cosas porque se juegan el cargo y el sueldo, pero el voto en las primarias será secreto, y entonces pueden hacer lo contrario.

Las primarias socialistas no están, ni mucho menos, decantadas.

editor@elconfidencialdigital.com

En Twitter @JoseApezarena

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

José Apezarena

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·